Google Website Translator GadgetTranslate

jueves, 29 de noviembre de 2007

Frutos prohibidos y ofrendas de Venus

Frutos prohibidos y ofrendas de Venus

Cuaderno de apuntes…

-Florilegio del amor, de la voluptuosidad, del erotismo y de la lujuria, Cuentos, relatos, poemas, investigaciones, recetas y apuntes de cocina…-

En algún lado leí que el fruto prohibido es en realidad la experiencia sexual, el árbol del bien y del mal que figura en las Escrituras aparentemente nadie lo conoce pero si su fruto es la experiencia sexual debe ser tan abstracto y simbólico como muchos de los pasajes de los libros sagrados que tratan de enseñar con parábolas, y si ese fruto es en realidad la experiencia sexual tiene que ser una ofrenda para Venus, Afrodita o alguno de los diez mil nombres que llevaba esta diosa Madre según decían los egipcios refiriéndose a Isis, análoga a ellas, ya que es la diosa del amor, la fecundidad y la fertilidad, sobre todo Venus que en sus inicios fue una divinidad de los jardines para los romanos, es muy probable que los adoradores de esa divinidad conocieran el árbol del bien y del mal…

La pregunta del millón: ¿Es verdad lo de los afrodisíacos?, verdad o mentira vale la pena investigarlo, ¿los afrodisíacos solo tienen que ver con el placer o tienen raices más profundas?, en principio es interesante saber de donde proviene su nombre, de Afrodita por supuesto, pero de donde salió esta diosa, porque se creó al rededor de ella todo ese misterio de los afrodisíacos, es algo que iremos viendo a lo largo de este libro.

¿Qué porque yo me interesé?, te cuento: Una noche, en el restaurante en donde estaba trabajando sobre la avenida de Mayo y Lima de la Ciudad de Buenos Aires, el dueño entró a la cocina y me dijo que vendrían de un canal de televisión a realizar una nota, justo ese día faltaron mis ayudantes y me enviaron una chica nueva que si bien era muy buena desconocía totalmente la carta de menú, jamás pregunté a que se debía la nota, llegaron los clientes y comenzó el trabajo fuerte en la cocina, al rato también llegaron los de la televisión y me querían entrevistar, por supuesto que en la cocina era imposible y salir de ella con tanta gente en el salón menos, pedí si podían esperar unos minutos y en cuanto logré hacer un hueco libre salí, allí me encontré con un reflector, una cámara de video y una periodista con micrófono en mano que me pregunta: “¿Qué opina de los afrodisíacos?”, a esa altura recordé que jamás me había interiorizado sobre el tema de la nota y respondí lo que yo pensaba tan rápido como podía porque mi cabeza en realidad estaba en la cocina y en los clientes que estaban esperando, terminado el trabajo me quedó la duda sobre lo que había respondido, al otro día o cuando se editara el video, lo estarían escuchando miles de personas, de todas formas ya era tarde para arrepentirse pero no tanto como para averiguarlo, fue así que a la mañana siguiente salí a recorrer librerías en busca de libros sobre afrodisíacos, fue muy grande mi decepción cuando luego de recorrer varias no hallaba nada, me ofrecían libros de recetas que prometían ser afrodisíacas pero ninguno me decía porque, hasta que en una librería apareció “Afrodita” de Isabel Allende, ni pregunté el precio, lo quería ya, y ni bien llegué a casa comencé a devorarlo, me divertí horrores, lo leí y lo releí, con él estaba descubriendo que mi respuesta fue la correcta y que durante mucho tiempo había estado utilizando toda mi sensualidad dentro de la cocina sin advertirlo, en lo único que no estuve de acuerdo es cuando la autora mencionada se refiere a los cocineros profesionales, pero le perdoné ese agaff, yo estaba disfrutando a pleno y no me sentía incluido a pesar de ser un chef profesional, pero me quedaban más preguntas, muchos puntos sin contestar, fue así que comencé una investigación sobre todo lo referente a los afrodisíacos sin dejar nada de lado, devoré todo lo que encontraba a mi paso, literatura, historia, mitología, antropología, leyendas, religión, teología, filosofía, psicología, etnología, farmacología, fisiología, y cuanto libro se me cruzó por el camino y las bibliotecas en las que pasaba horas y en las que disfrutaba con mucha intensidad. Tal vez gran parte de lo que puedas leer en este libro sean pensamientos de otras personas, como dice Isabel Allende en “Afrodita”, copiar de un autor es plagio, hacerlo de muchos es investigación, y a lo que yo quería llegar es a tener una respuesta a todos esos interrogantes que me planteaba y que no se encontraban en un solo libro, por eso lo de “florilegio del amor, el erotismo, la voluptuosidad y la lujuria”, por recoger los mejores textos de la literatura que los evocan, pero también los amenizo con historias personales y recetas, la mayoría de mi autoría, otras son propiedad de la humanidad. No quise pasar sin imprimir todo esto que había investigado porque aunque me sirvió para aclarar mis ideas si yo me lo guardo para mí solo no me haría ningún provecho, ya que todo eso que se lleva dentro si no se da se pierde, y de este mundo no me pienso llevar nada salvo los momentos vividos con total intensidad.

Espero que te guste y lo disfrutes, si no es así siempre tienes las puertas abiertas de las bibliotecas para comenzar tu propia búsqueda, recuerda que cada vez que abres un libro estas escuchando todo aquello que te quiso contar el autor y que si ya no está en este mundo al abrir su libro y leerlo lo estás trayendo de nuevo a la vida, porque los libros son como hijos de papel que nos brindan la posibilidad de perpetuarnos en el tiempo.

¿Nos divertimos juntos?.

Me gustaría acercarme a vos con recetas interesantes, tal vez algunas no para todos los días, pero sí para algún acontecimiento especial.

La vida es un momento y hay que vivirla con total intensidad, a pesar de todo lo feo, lo negativo, lo gris, vale la pena vivirla y está en vos llenarla de cosas bellas y hacer de cada momento algo inolvidable.

Para una noche excitante nada mejor que un postre como para comenzar el final de una cena con velas y el inicio de una noche de caricias, ¿tenes ganas de preparar algo especial?

“…todos los demás, incluso los trabajadores del rancho, ya se encontraban en el lugar más alejado al que pudieron llegar, haciendo desenfrenadamente el amor. Algunos bajo el puente de Piedras Negras e Eagle Pass. Los más, donde pudieron. Cualquier sitio era bueno: en el río, en las escaleras, en la tina, en la chimenea, en el horno de una estufa, en el mostrador de la farmacia, en el ropero, en las copas de los árboles. La necesidad es la madre de todos los inventos y todas las posturas. Ese día hubo más creatividad que nunca en la historia de la humanidad.” De “Como agua para chocolate” de Laura Esquivel, en el capitulo de Chiles en Nogada.

Si estás dispuesto/a a sumergirte en el mundo del erotismo y los afrodisíacos te invito a un pequeño paseo que podrás ampliar con otras recetas y libros.

Norberto E. Petryk

Apuntes:

Afrodita, punto uno para entender el termino afrodisíacos

Ya decian los griegos que se trataba de una diosa muy antigua, que no se conocía muy bien su origen pero que provenia de los inicios del tiempo. Homónimos: Venus, (Romano), Inanna (Babilonios), Ishtar (Babilonios), Ana (Caldeos), Astarté, (Fenincios), Freya, (Escandinavos), Isis, (Egipcios), Dzohara (Arabes). Según investigaciones de Pepe Rodríguez (Dios nació mujer) las figuras femeninas que representan a las divinidades del paleolítico están fechadas con una antigüedad de c.30.000 a 9.000 a.C.

"ORIGENES DEL HOMBRE"

Hace unos 3.000.000 de años, descubrimientos actuales hablan de unos 4 a 6 millones de años, un gran simio se incorpora (de su forma cuadrúpeda) para erguirse sobre sus patas traseras; los científicos, antropólogos, siguen buscando todavía el eslabón perdido: los restos de ese simio que provocaron la transición entre él y el homo erectus; hoy se sabe que sus dos pasos siguientes: el hombre de Neandertal y el Homo Sapiens, llegaron a compartir un mismo espacio geográfico, en algunos puntos de Europa, y vivieron, se cree que no pacíficamente, luchando por el medio, eso es posesión territorial que asegura la supervivencia del grupo de continencia y el sustento alimentario. Ganó, por supuesto, el Homo Sapiens, del cual formamos parte, aún en la diferencia a que hacemos llamar racial. Se supone que puede haber existido una supervivencia del Neandertal, dada la existencia de leyendas y relatos, aún como parte de una mitología, de hombres yetis u hombres de las nieves o pies grandes; no pudiendo ser comprobada, ya que para la ciencia debe existir un cuerpo (eso es algo material) que lo avale. Es muy difícil de afirmar, pero si observamos el comportamiento de nuestra especie, veremos que en su traslado de un espacio geográfico a otro y con el debido asentamiento, se fueron desarrollando características especificas que diferenciaron a unos de otros grupos, con rasgos externos como color de piel, rasgos oculares o índices cranianos; desarrollaron un sistema de comunicación, en un primer momento muy rudimentario, para con la vida comunal crear lo que hoy llamamos grupos, en sus distintas ubicaciones geográficas; por motivos que desconocemos, ya que sólo podemos contar con datos precisos a partir de lo que denominamos historia (momento en que el hombre comenzó a desarrollar el lenguaje en forma escrita), estos grupos (o por motivos climáticos o en busca de mejores y mayor cantidad de alimentos) fueron invadiendo otros territorios, algunos ya ocupados, provocando en algunos casos la muerte, a veces la antropofágia, en otras la esclavitud y, mayormente, la obligación de dispersión de esas otras tribus o grupos invadidos, provocando así invasiones involuntarias a otras regiones, y su aislamiento en zonas marginales (sólo basta ver a los actuales indígenas americanos).

En el largo camino de nuestros antepasados, fueron aprendiendo a sobrevivir y a convivir en distintos medios ambientales; es de suponer que fueron observando las distintas manifestaciones de la naturaleza, y adhiriendo significados a partir de la observación en un primer momento pacifica y luego activa, de todo lo que observaban, como los procesos de nacimiento, maduración, desarrollo y casi siempre la muerte (salvo en algunos casos específicos de la naturaleza, en el cual estos procesos no son notables o lleva mayor tiempo el observarlos).

En esa observación e interrelación con el medio natural, se crearon los primeros tótem, eso es la asociación del jefe o la familia con algo que los identifique, ya sea algún animal, vegetal o piedra; tomando así los primeros nombres y las primeras deidades de la naturaleza. En el desarrollo de la lengua y el pensar, asociado a toda información que parte de la observación, adquirida de la naturaleza misma y del entorno, se suma la observación cósmica y su correspondiente evolución con los cambios que provoca en todo su entorno. Es a partir de ello que se comienzan a formular las primeras preguntas del ¿cómo? y ¿por qué?, y se comienzan a desarrollar las primeras hipótesis que darán origen al inicio del cosmos y del hombre mismo. Como era imposible explicar infinidad de cosas, se crearon las primeras divinidades, copiadas en sus inicios, del hombre mismo, por ello fueron femeninas y masculinas, y algunas por su jerarquía o principio: andrógenas, y en su mayoría relacionadas o asistidas por animales o plantas, provocando de esta forma un mayor punto de contacto o ayuda con el tótem familiar. Es así, que se crea y desarrolla la hechicería, con la que el hombre asusta o provoca a esos dioses para lograr sus objetivos deseados, ya sea la caza, la lluvia, su virilidad o la fecundidad de sus mujeres, y es cuando se considera que el hombre asume la condición patriarcal de jefe absoluto, ya que se estima antes fue netamente matriarcal, con la hembra (femenina) como dueña absoluta de su hijo, quedando encinta sin abandonar a su grupo de continencia o grupo familiar primitivo; pasando luego a incorporarse al grupo del macho (masculino) como pertenencia de éste (sociedad patriarcal).

Con motivo de los hechizos y conjuros, se comienzan a realizar los primeros ritos de sacrificios, para lograr los objetivos deseados; más tarde, desarrollando la magia como un método de dominio, ya, de esos dioses, obligándolos a ponerse al servicio del mago, que lo obligará a realizar las exigencias del grupo. Desde un principio existió un Dios Supremo, que se encontraba por encima de todo, creador de todo el Universo (en algunos casos con un principio femenino, en otros con un principio masculino, a veces compartido); luego se desarrollaron infinita cantidad de números de divinidades (o dioses) de distintos rangos, llegando a existir algunos netamente inherentes al grupo familiar y al uso doméstico, como un dios del fuego de la casa, diferenciado del fuego ritual, o del fuego de otros dioses superiores; aparecieron diosas madres, e hijos y se comenzaron a elaborar, con los correspondientes casamientos o convivencia entre uno u otro Dios, las leyendas y mitos, con historias mayormente de índole moral.

Pero veamos un poco..., actuales estudios han demostrado que el Homo-Sapiens (también el Neandertal) partió desde algún punto en el África Meridional para ir ocupando los continentes Africano, Asiático y el Europeo, pasando de Asia a América del Norte a dondre ingresa alrededor de 30.000 a 40.000 años a.C. para poblar toda América (existen otras teorías poblacionales, pero ésta es la principal y la más viable).

En la formación de los pueblos indoeuropeos participaron los arios, siendo un punto oscuro el origen de éstos mismos, aunque en los antiguos libros, se dice que salieron de la "tierra de los recuerdos y del origen, de la primera morada excelente creada por el Señor (ORMUZD)", acaso el Sennaar de las Sagradas Escrituras.

Ario, o Aryo, del sánscrito Arya, de buena familia, pueblo primitivo del centro de Asia, que en época muy remota, y del cual, al parecer proceden todos los pueblos jaféticos o indoeuropeos; arios, "Los fieles", "los amigos", "los excelentes", en sánscrito; o "los respetables", "los venerables", en zendo; dieron nombre a la tierra en la que se establecieron: Ariana, Aria y, también Irán; y su denominación se revela en todos los pueblos de ellos derivados; los osetas del Caucazo se dicen a sí mismos iron y llaman Ir a su país; Tácito denomina Arìi a una de las tribus germanas; los celtas de Irlanda denominaron Erin a esta isla y se llamaron a sí mismos erii o er, palabras que en su idioma tiene significación análoga a la de aryo. Pictet ha querido ver también este nombre en la palabra ibero (IBH-ER); pero las investigaciones antropológicas posteriores no le han dado la razón, predominando hoy la opinión de que los iberos pertenecen al tronco camita, cuyo centro de difusión coloca Sergì en el África Oriental, entre la Somalìa y el delta del Nilo. Según la antropología, los aryos, pertenecen al tipo braquicéfalo, que practicaban la cremación de los cadáveres encerrando sus cenizas en toscos vasos de barro, caracteres por los que se distinguen de la raza camita, ya que ésta, según tales estudios, era dolicocéfala e inhumaban los cadáveres en fosas, cavernas y túmulos. Mucho tiempo después aparecieron pueblos que enterraban a sus muertos, pero en todos por absoluto, permaneció la costumbre de honrarlos.

La Mesopotamia, fue cuna de las primeras grandes cosas que ha heredado la humanidad, luego de los Aryos, hubo un período Sùmero-Accadio (3.500 a 2.500 a.C.); los Sùmeros ya se encontraban en el 4.000 a.C. con capital Ur y los Accadios con capital en Accad o Agode. Se infiltraron entre los Sumerios, "Semitas", antiguos beduinos nómadas del desierto sirio-arábigo, más adelante otros semitas "amoritas" o "amorreos" se vuelven a infiltrar entre los sumerios de Ur III; hacia 1.750 a.C. fue creada Babilonia bajo la férula del amorreo Hammurabi (Imperio semítico) creador de uno de los primeros códigos de leyes , redactado en caracteres cuneiformes y en lengua babilónica, este código contenía, intercalado entre un prólogo y un epílogo cargado de maldiciones para los violadores, un texto compuesto de cerca de 300 leyes; existe otro documento similar escrito por el rey LIPIT-ISHTAR, en tablillas de arcilla secadas al sol, en caracteres cuneiformes y en idioma sumerio, pero ciento cincuenta años antes; y Bilalama escribe otras setenta años antes que las anteriores, en lengua babilónica. El rey UR-NAMMU escribió otra anterior (2.050 a.C.) 300 años antes que las de Hammurabi; desde allí parten hasta el día de hoy la mayor parte de las leyes, prohibiciones y normas morales y éticas; o las que iniciaron el posterior código romano y nuestras leyes actuales.

Los Hititas (indoeuropeos) penetran en la Mesopotamia, Asia Menor, alrededor del siglo XVII a.C. y durante el reinado de Hattusili (h. 1.650 a.C.) formó la primer potencia mundial; los Hititas y los Egipcios firmaron varios tratados de paz y entablaron otras tantas guerras, ya que en esa época tenían igual fuerza e imperios poderosos. Luego, los persas (2000-1800 a.C.) que emigraron de Aryan (Iranios) desde los llanos del sur de Rusia hacia el próximo Oriente; realizan la primer invasión de Europa por Asia (513-512 a.C.) y son derrotados por los Griegos (480-479); Alejandro Magno de Macedonia destruye el Imperio Persa en el 330 a.C.

De los árabes, las primeras noticias figuran en las inscripciones de SALMAMASUR III (858-824 a.C.) y se encuentran durante los dos siglos siguientes como nómadas que iban sobre camellos del desierto arábigo; hasta que a mediados del 600, son reunidos y unificados por Mahoma, tomando la Meca e instalando la nueva religión Islámica para los musulmanes, que luego se extendería por gran parte del mundo.

De los Aryos, se sabe que su ruptura y desmembramiento produjo en distintos puntos de Europa, a saber: la del grupo greco-itálico, que después de haber estado reunido se fraccionó en dos, el griego y el italiano; la celta, la eslava y la germánica. La época en que los aryos llegaron a Europa no puede fijarse con certeza, pues decir que en los tiempos pre-històricos, nada resuelve, ya que la prehistoria de cada continente y, aún de cada país, abarca distinta extensión cronológica y los datos geológicos-antropológicos no son bastante precisos. Según hipótesis, la invasión de la raza turiana, se realizó primero, por consecuencia de la conquista de Turan por los aryos; representada por los ìberos (vascos, magyares, lapones, finlandeses, etc.) los cuales ocupaban la Europa al llegar a ella los aryos, que no tardaron en sobreponerse a aquellas, fundièndose siquiera parcialmente, en algunos juntas ambas razas, como sucediò en España, donde de la fusiòn de los ìberos y los celtas, salieron los celtìberos, en el centro de la penìnsula, hecho relativamente moderno, pues precediò a la conquista romana, debiendo ser posterior al siglo IV a.C., segùn los estudios màs recientes.

El origen de la vida urbana data de alrededor del año 8000 a.C. (Asia Occidental), a medida que se sumaban vecinos (los hijos construìan las casas al lado de la de sus padres y asì se iban reproduciendo parientes), las aldeas se convirtieron en pueblos y màs tarde en ciudades, ciudades-estado y en imperios.

La ciudad, con objeto de controlar a sus propios ocupantes y a los pueblos circundantes que la proveìan de alimentos, tuvo que forjarse un gobierno y un sistema legal; tuvo asì mismo que desarrollar procedimientos particulares para llevar a cabo grandes proyectos cooperativos: adiestrar fuerzas y realizar obras de regadìo. Finalmente, aparecieron la escritura, las obras literarias y los logros intelectuales que han venido a definir lo que se denomina civilizaciòn.

Esto que llamamos civilizaciòn no se da como una constante a lo largo y ancho del mundo, porque mientras en unos pueblos de Egipto o Mesopotamia, mientras escribìan su historia y se hallaban en un constante progreso, otros de Francia o España vivìan en la prehistoria; y los desarrollados fueron independientes de la construcciòn o no de ciudades, por ejemplo en Centro-Amèrica se comenzò a cultivar diez tipos de plantas alimentarías, incluso el maíz, alrededor del año 5000 a.C. y sin embargo no se establecieron poblados; en un lugar llamado Shamirad, en Irak, el trabajo de los metales se convirtiò en oficio hacia el año 9000 a.C., antes incluso que quienes se dedicaban a èl hubieran cultivado plantas; en Catal Hüyük -Turquìa Central- se desarrollò la alfarerìa alrededor del 6500 a.C. y conjuntamente con ella, se hallaron santuarios religiosos de extraordinaria perfecciòn (en esa època se comenzò a domesticar el ganado); Jericò fue habitada en un perìodo de màs de 65 siglos, por pueblos pertenecientes, como mìnimo, a diez culturas distintas. Los aldeanos prehistòricos, como los cazadores nòmadas, dedicaban todas sus energìas y sus crecientes conocimientos a su propia supervivencia. Se fueron desarrollando profesiones, y cada profesiòn formaba parte de una organizaciòn que recibìa el nombre de su oficio o de algùn animal (grupo de la "serpiente", grupo del "asno", tèrminos que evocan la organizaciòn de los Boy Scouts del siglo XX).

El carpintero, el herrero o el artista (que esculpìa las figuras de los reyes, dioses o adornos de la casa) recibìan su paga con alimentos, cebada, trigo, algùn cordero, vaca o gallina; pero hubo necesidad de una mayor mano de obra para la explotaciòn de las haciendas y sembradìos, para la crìa de animales o para las grandes empresas del estado, fue asì que se incluyeron a los "esclavos", palabra que deriva del vocablo "extranjero", y que surgen de la toma de prisioneros en las invasiones y conquistas de los nuevos territorios y, en otros casos, de la venta misma de algùn pastor nòmade que ponìa precio a su propia cabeza para gozar de las ventajas de la ciudad.

Con toda esta mudanza de tierras, culturas, esclavos y nuevas conquistas o recuperaciòn de territorios, se fueron constituyendo culturas màs ricas por el intercambio de conocimientos, incluido en ello lo religioso y las creencias, que en su mayorìa encerraban ordenanzas de orden moral que apuntaban a la familia y a la consolidación del estado.

Una de las divinidades que tomó mucha importancia en estas culturas fue Ishtar (Afrodita/Venus/Astartè), en su culto las sacerdotisas se escogían para actuar como pareja del dios en un acto en el que se realizaba el acoplamiento sexual y que se remonta a los primitivos ritos de fertilidad. No se sabe exactamente quien asumìa el papel de dios en estos casos, aunque parece obvio que debìa ser el sumo sacerdote. Se conoce un rito similar en el templo de Inanna (Istar) en Urul, en donde el rey (o, en una ocasiòn su hijo) era el "en" de la diosa, y en los textos del rey hay referencias de su "esposa" que dejan claro que los reyes tomaron parte, personalmente en relaciones sexuales rituales en el templo, sin duda con una sacerdotisa que representaba a Inanna. En este ritual, el rey tomaba el papel de DUMUZI (Tammuz) que, de acuerdo con el mito, era humano. Dumuzi, era condenado a pasar medio año en el infierno mientras su hermana, y esposa, lo sustituye durante la otra mitad, un tema que se repite en el mito de Demèter y Persifone; Isis y Osiris; Afrodita y Adonis; etc..

Con respecto a los alimentos, por el estudio de excrementos (humanos) fòsiles prehistòricos, y con ayuda del C14, se ha podido determinar que los primeros humanos se alimentaban de frutos y raìces, producto de la recolecciòn, pasando màs adelante, en el tiempo, a convertirse en carroñeros (consumìan las mèdulas de los huesos largos de animales muertos por otros animales), posiblemente para cubrir alguna deficiencia nutricional; eso derivò en la caza y la pezca como complementos para una dieta balanceada, convirtièndose en omnìvoro, posibilitando de este modo una màs larga supervivencia. Se sabe que mucho despuès de construìr ciudades (en unos casos, en otros lo contrario, ya que los modos de desarrollo fueron independientes, a veces simultàneos, otros como brotes aislados en distintos puntos del planeta), alrededor del año 6.000 a.C., posiblemente por algùn accidente al almacenar granos salvajes (de recolecciòn), alguna semilla brotò y el hombre descubriò que podìa cultivar sus plantas, que le resolvìan el problema de no tener que buscarlas aisladamente en enormes superficies. Es muy probable que con los primeros acopios de granos se hayan acercado los primeros roedores a compartir sus viviendas y, poco a poco, los felinos que hoy conservamos como gatos domèsticos. El perro, tan ùtil despuès en la custodia de las casas, como en el pastoreo, posiblemente sea un pariente lejano de los lobos, que fue tambièn acercàndose por las noches a las aldeas para robar los restos de la caza, o algùn gato o ratòn. Bueno, fue asì que a partir de cultivar las plantas que le aportarìan el alimento, y el descubrir que podìa domesticar y criar animales, que le permitìan prescindir de largos dìas de cacerìa y a veces, en el invierno la escasez o falta total, el hombre dispone de màs tiempo para desarrollar otras actividades, entre ellas la intelectual, que le permitìa crear reglas de convivencia y el desarrollo posterior de grandes sociedades; pero este hombre nunca se desligò totalmente de su pasado cultural, y menos de las creencias religiosas que se venìan elaborando... Que dadas las mudanzas y cambios de lengua y geografía, fueron aportando distintos nombres a un mismo dios.

IDOLATRIA: El miedo a la muerte, la perplejidad suscitada por los fenòmenos ininteligibles, tales como los astros, los sueños y el sexo, la esperanza y la necesidad de una protecciòn superior ante las adversidades incontrastables de la vida, constituyeron a forjar las civilizaciones antiguos mitos e ìdolos.

Los màs remotos pueblos civilizados supusieron que los fenòmenos naturales eran causados por seres sobrenaturales mucho màs poderosos que el hombre. De aquì resultò una multiplicidad de dioses o divinidades malignas y benèficas, a las cuales los gentiles rendìan culto para poder ganar su favor o aplacar su ira. La Luna y el Sol quizàs fueron deificados antes que la Tierra. Esta serìa la gran madre de la vegetaciòon, fecundada por el cielo fertilizante. El sexo fue sìmbolo maravilloso de la misma fecundidad divina. Y las plantas y los animales fueron venerados a su vez, como dioses de determinadas potencias; cada uno de ellos estaba representado por un tòtem protector del clan, a quien consideraban como a uno de sus antecesores.

El miedo y veneraciòn por los difuntos forjò un culto de los antepasados, muchos de los cuales se convertirìan en dioses antropològicos, o al menos en seres hìbridos con atributos totèmicos de animales y de hombre a la vez. A esta veneraciòn de ìdolos o falsas deidades, se la llama idolatrìa (del griego: "eidolon": ìdolo, imagen); en torno a este concepto y a esa mentalidad han surgido infinidad de mitos.

MITOLOGIA: Las ideas religiosas generalmente asumen formas simbòlicas y mìsticas.

Muchos de estos mitos ocultan un punto de verdad protohistòricas, algùn suceso o personaje heroico recogido por la leyenda y deformado despuès por la interpretaciòn popular y la poesìa. Los mitos reflejan, muchas veces, anhelos ìntimos y otras intentan explicar el origen del mundo y sus fenòmenos. Los hay: enigmàticos, contradictorios y absurdos. Pero responden, sin duda, a la humana necesidad de elevar el espìritu a niveles sobrenaturales asequibles a la poesìa y a la fe. (Ejemplos:)

-ARTEMISA (Grecia)/DIANA (Roma) La Luna y la Caza

Mitologìa en GRECIA -AFRODITA (Grecia)/VENUS (Roma) La Belleza y el Amor

y en ROMA

-DEMETER (Grecia)/ CERES (Roma) La Tierra y la Fecundidad

** Las tres relacionadas ìntimamente y a veces confundidas.--

MITOLOGIA EGIPCIA

(5.000 años a.C.) -Supremo=Ra=Sol (Amòn o Amòn-Ra).

suplantado por:

3.200 años a.C. -ISIS=La Luna (esposa y hermana de Osiris).

(XVIII al XII a.C.) -OSIRIS=El Sol esplèndido y la vegetaciòn (muerto por Set, su

hermano y resucitado por Isis).

su hijo: HORUS (dios solar).

** Ciclo anual de la vegetaciòn, que muere y renace como un prodigio de

la tierra fecundada por las làgrimas de la diosa.

-HORUS (dios solar). ahora hijo de:

Predominio en el -HATOR (diosa sìmbolo de la maternidad) Diosa de la belleza

siglo X a.C. màs tarde, Señora del Oriente y Madre del Sol.

** Identificada por los griegos como Venus, significa Principio Femenino

del Cosmos.

ACLARACION: OSIRIS=hijo del Dios GEB (la tierra) y la diosa NUIT (el cielo) su esposa

y hermana = ISIS.

SET= Hermano (que lo odia) lo mata = ISIS lo resucita pero no puede

permanecer a la luz del Sol = coronado "Rey de los Muertos" en el

infierno.

Mito: nueva vida despuès de la muerte.

MITOLOGIA MESOPOTAMICA

--Dios Supremo= MAR DUK (babilonio) creador de "todas las cosas

vivas", rey del Cielo y la Tierra.

--Solìa llamàrsele BEL="Señor" o BA'AL (fenicio).

--BELIT="Señora" ISHTAR (diosa del amor, belleza, fecundidad).

* Con su propia sangre amasò el cuerpo del primer hombre.

--BEL=asumiò el gobierno del mundo.

Trìada/Divina --ANU=reinò en el Cielo.

--EA= en el mar.

-- Cuando Asiria dominò a Babilonia, impuso a SUR = dios de la

guerra y las conquistas como Dios Supremo.

MITOLOGIA DE LOS FENICIOS:

--Dios Supremo=BAAL=Señor=Sol.

--ASTARTE= diosa del amor y la fecundidad=Luna.

Enamorada del Dios ADON=(vegetaciòn)(que habìa sido muerto

por un jabalì, y ella logrò resucitarlo).

* En Biblos, BAAL era identificado como ADON.

* En Tiro como MELKART.

* En Càrtago como MOLOC (èste era, en realidad, el nombre de los

sacrificios de niños que eran quemados vivos, al compàs de

` mùsica y cànticos rituales).

MITOLOGIA ROMANA:

Antes de la --VENUS: ordinariamente, deidad de los jardines, equivalente a

conquista Priapo.

de Grecia. --FAUNO: fecundidad agropecuaria/CONSO:siembra/FLORA: flores.

--POMONA: àrboles frutales.

MITOLOGIA GERMANICA:

culto de los antepasados y adoraciòn de las fuerzas naturales.

--ODIN: (para escandinavos) WODAN o WOTÀN (gèrmanos) Dios

Supremo del Cielo (similar a ZEUS (mit. griega))/ de WOTAN=

VENTUS=viento.

--TOR: (hijo de ODIN) (trueno).

--LOKI: (dios del fuego) maldad y destrucciòn.

--BALDER: (hijo de ODIN y su esposa FRIG-A) bondad, belleza y

sabidurìa.

MITOLOGIA ESLAVA:

--SVA ROGICH (el fuego)

--SVAROD (cielo) dos hijos:

--DAJBOG (el sol)

** Al principio de cada verano desposaba a la Luna (MESSIATZ),

quien le daba por hijas, hermosas estrellas para embellecer la

noche.

--MATI--SYRA--ZEMLIA (madre-tierra-hùmeda).

MITOLOGIA BRAHAMANICA:

--INDRA=Dios Supremo, Creador.

--Huevo de la Creaciòn, de la cual surgiò BRAHMA separando el

huevo en dos: --Cielo

--Tierra

--Uno de los tantos relatos del Diluvio Universal:

(Sumergimiento del mundo bajo las aguas, anunciado por un

pez).

"Construye una nave fuerte, sòlida, bien ligada y embàrcate en

ella llevando contigo siete sabios y todas las semillas". El pez

salvado era Brahma, quien se proponìa renovar la humana

estirpe.

En Europa, Asia, Africa y Oceanìa, ocurrìa lo mismo que en Amèrica: se fueron gestando mitos. Los llamados "mitos puros" no existen, pues son el resultado de convergencias de varias tradiciones. Los aztecas, por ejemplo, tomaron muchas leyendas de los toltecas, sus predecesores, para hacerlas propias; los incas, por su parte, adoptaron los dioses y tradiciones de las gentes que conquistaron. Asì, una tribu que luchaba contra otra y resultaba vencedora, tomaba del enemigo derrotado, lo mejor de sus creencias. La convergencia y mezcla de temas propios de los indios y de temas ajenos a ellos, han determinado un estilo de narraciòn que, sin embargo, posee caràcteres de suma originalidad, como lo demuestran esas antiguas tradiciones.

En muchas de las historias de distintas regiones se habla de animales heroicos, lo que supone atribuirles cualidades humanas. A menudo, sin embargo, poseen tales animales cualidades sobrenaturales y propias de los dioses, pues aquellas gentes creìan que los dioses en un principio poseyeron forma animal. Bajo la apariencia de animales diversos dieron forma a espìritus por lo general invisibles, que fueron adoptados como tòtems o como objetos de especial relevancia por muchas tribus. Aùn cuando muchos clanes abandonaron, con el paso del tiempo, la idea totèmica, los animales que dieron origen a los tòtems siguieron protagonizando en gran medida, sus leyendas y formando parte de sus mitos.

Otro concepto de las tribus primitivas, que dominaba su pensamiento, era la idea de animismo, mediante la cual atribuìan un alma viviente a objetos inanimados, a las plantas y a otros seres de la naturaleza. Nubes, piedras o figuras hechas de barro eran contempladas como dioses, no sòlo porque lo pudieran parecer, sino por las cualidades que les atribuìan los hechiceros, sobre todo, que eran los autènticos jefes de la tribu.

El mito de la reencarnaciòn en un nuevo espìritu e, incluso, en una forma nueva, aparece una y otra vez en diferentes culturas, en los mitos de Centro y Sudamèrica, por ejemplo, tiene su origen en las sofisticadas versiones de los mismos aztecas e incas, y aùn creen en ellos los descendientes de aquellas tribus de la selva que, hoy dìa, habitan tales regiones. Lo que viene a decir, en resumidas cuentas, que el sustrato propio al pensamiento de los indios no ha cambiado con el paso de los siglos. A los misioneros españoles les sorprendiò enormemente lo que consideraban similitudes entre la religiòn maya y el cristianismo. Ambas religiones contaban la historia del diluvio universal y efectuaban ceremonias de bautismo, al tiempo que creìan en la resurrecciòn. Ambos credos practicaban la confesiòn y la penitencia y hacìan peregrinaciones a lugares que consideraban santificados. Los mayas, incluso utilizaban la cruz como sìmbolo sagrado, aunque puede, para ellos, representarse los cuatro puntos cardinales. Las similitudes resultaron tan sorprendentes, que algunos españoles llegaron a suponer que el apòstol Santo Tomàs habìa estado en aquellas tierras siglos antes, en alguno de sus viajes de cristianizaciòn; hoy sabemos que la cruz fue un sìmbolo utilizado desde la prehistoria, ya como representaciòn del àrbol de la vida que unifica al infierno, la tierra y el cielo sosteniendo al mundo; ya como los cuatro puntos cardinales y las cuatro estaciones del año; y en su centro, el nùcleo mismo del universo, principio activo de toda creaciòn; por eso hay dos svàsticas, una que gira a la izquierda y otra a la derecha, simbolizando el principio còsmico femenino y masculino, que unidos se representan en el Ying y el Yang. De todas formas, habrà que recordar que el nombre de Cristo (XRISTO), viene de Cruz (XRUS), y era dado al que morìa en ella, simbolizando es "X", la cruz que purifica a travès del fuego divino, principio còsmico de toda creaciòn.

Tomando, por ùltimo, una de las tribus màs australes del mundo y del continente americano, los yàmanas (10.000 a.C.) en sus leyendas cuentan que sus ancestros fueron dos soles, uno joven y otro viejo, la luna y su esposo, el arco iris. Todos ellos se trasladaron a vivir a la tierra de los yàmanas, y allì crearon al primer pueblo yàmana. En aquellos tiempos, las mujeres gobernaban a los hombres, mantenièndolos bajo su yugo, pues se pretendìan, ellas, espìritus. HANUXA, la luna, era la jefa de las mujeres. El joven sol, hermano del arco iris, era un gran cazador; y un dìa incitò a los hombres a que se revelaran contra las mujeres. En la batalla murieron todas ellas, a excepciòn de Hanuxa, quien ascendiò a los cielos y se convirtiò en la luna. Aùn pueden observarse las cicatrices de la batalla en su rostro.

El joven sol la persiguiò, mas incapàz de darle alcance, tomò su lugar como sol. El viejo sol se convirtiò entonces en una estrella, el planeta Venus. El arco iris, que no quiso abandonar la tierra por completo, se situò entre ella y el cielo. Hanuxa logrò escapar; pero desde su huida està muy enojada con las gentes de la tierra y, en venganza por la muerte de las mujeres, se zambullò con todas sus fuerzas en las aguas del mar, provocando una tremenda inundaciòn que arrasò la tierra entera.

Bueno, lo de las historias del diluvio universal o grandes inundaciones, lo podemos rescatar, como vemos, desde el punto màs austral de Amèrica hasta el Norte, y en todas las culturas del continente europeo, asiàtico, africano y oceànico. Los orìgenes del hombre y el cosmo varìan segùn los puntos geogràficos y desarrollos culturales, pero todos tienen una misma ideologìa base en comùn ¿coincidencia? o ¿simplemente el traslado conjunto con el Homo Sapiens de sus tòtems, mitos y leyendas?. Siempre habrà quien quiera, o pretenda, la ventaja de la supremacìa, pero la verdad no tarda, aunque demore siglos en salir a la luz...

En los Ona (antiguos habitantes del sur Argentino -Tierra del Fuego- y el sur de Chile), a principios del siglo XX, practicaban sus ceremonias de iniciaciòn o "hain"; en ellas, las mujeres tenìan la entrada prohibida a la choza ceremonial porque parte del rito recuerda la rebeliòn masculina contra un antiguo y mìtico matriarcado; siendo el "hain" ademàs de una ceremonia de iniciaciòn, tambièn, el eje cultural y psicològico de la sociedad.

"Simbolizaba en una compleja sìntesis, el razonamiento y la razòn de ser de la existencia comunal o individual". La Luna se situaba en el centro del eje lògico de ese pensamiento; no es sìmbolo de la mujer, como tampoco el Sol de lo masculino; su "funciòn" en el esquema conceptual es complejo. Es ella (la luna) la que crea el drama de los orìgenes, del pasado mitològico y es a travès de su transfiguraciòn de mujer terrestre en mujer celeste que los Selk'man se explican el por què de su existencia presente y aprenden la amenaza del futuro: amenaza de muerte para el individuo, amenaza de desequilibrio para la sociedad.

Esto es un poco poder ver que a travès de las leyendas, mitos y religiones, el hombre ha intentado estar siempre en una balanceada relaciòn con la naturaleza, en un justo equilibrio que le permita la convivencia y supervivencia hasta en el medio màs hostil..., claro que, con el desarrollo social y la economìa, se fue olvidando, nos fuimos olvidando de muchas cosas..., quizàs no sea todavìa tarde para declinar de tanta soberbia que sòlo nos conduce al desequilibrio, con un triste final.

Con respecto a las actuales religiones, màs basadas en lo ecònomico y en el poder del dominio, màs se oculta el lobo bajo la piel del cordero que el cordero bajo la piel del lobo; con irònica hipocresìa critican por fuera el mismo mal que ocultan y profesan. Ni los griegos en su màs extraña forma de expresar el amor, elevaron al grado de misòginas sus creencias, como si la mujer fuese la misma imagen del mal, encarnaciòn del demonio para perdiciòn del hombre en este mundo, como si no vinièramos a partir, y de ellas mismas.... Tal vez ahora comprenda, como muchas de las imàgenes de Venus/Afrodita, hoy se veneran como la "Virgen Marìa" y siguen siendo "La Reina del Cielo".

Tomando escritos de Monseñor Leòn Meurin S. J. (Arzobispo-Obispo de Port-Louis) en donde hace un desarrollo teològico, a medida del cristianismo, para desacreditar a la Kàbala judìa (nacida en Babilonia) y a la Masonerìa; esto explica que no puede entrar en discusiones sobre la antigüedad del Rig-Veda, de los Gathas del Zend-Avesta; ni de las tabletas asirias, inscripciones jeroglìficas y cuneiformes, etc., estableciendo que de ningùn modo puedieron recibir sus ideas de Moisès (profeta judìo) por ser posterior, y expone: "Todo tiende a demostrar que tanto gentiles como judìos, con excepciòn de los judìos ortodoxos, recibieron sus doctrinas religiosas de una misma fuente, y estas doctrinas han ido modificàndose gradualmente de acuerdo con el clima, costumbres, historia y características individuales de cada país y sus habitantes, así como ¿por qué hemos de dudar?, bajo la influencia de los demonios".

"El demonio", es la frase más utilizada por los judíos ortodoxos, cristianos (y todas las ramas surgidas a partir de él) e islámicas (mahometanos), cuando pretenden referirse a alguna contradicción que manifieste su falta de legitimidad como poder masculino y patriarcal; ¿no fue quizás la mujer, el demonio, que tentó al hombre y le hizo perder el paraíso?, lo más probable es que sólo se trate de celos masculinos de ese gran dios, o de sus sacerdotes, por no poder procrear a partir de sí mismo, aunque dueños del falo fecundador, carentes de la matriz que garantiza la vida.

En cuanto a los orìgenes del hombre, podemos acordar que los inicios parten de un principio activo femenino actuando en fuerzas conjuntas con el masculino para alcanzar el equilibrio que garantice la creaciòn; pero que la encargada en un principio de la custodia, fue la mujer (matriarcado), para ser suplantada luego por el hombre (patriarcado) quien se encargò de poner en orden todas las fuerzas còsmicas y terrenales a su medida.

Es asì que èste, provoca un desarrollo a conveniencia de su poder que garantice la obediencia y sumisiòn de la mujer, que de ahora en màs pasarà a estar a su exclusivo servicio, prohibièndole toda posibilidad de acceso a la sabidurìa y conocimientos, y prohibièndose toda libertad de sentir y de placer.

En cuanto a las bases filosòficas y teològicas que fundamentan a la religiòn, podemos observar que fuera del uso dialèctico, propio de cada cultura y regiòn geogràfica, en nada varìan conceptualmente; tomemos el ejemplo de "la trinidad" en la divinidad, es un dogma primitivo del gènero humano, como lo demuestran los siguientes ejemplos:

*** Los indios del perìodo vèdico adoraban a VARUNNA; INDRA y AGNI; los del perìodo brahamànico a BRAHMA; SIVA y VISNU.

*** Los persas adoraban a AHURA (lo que existe), MAZDA (la sabidurìa) y ATARS (fuego).

*** Los habitantes de Egipto a PTAH (masculino), RAH (femenino) y HAR, llamados màs tarde ISIS, OSIRIS y HORUS.

*** Tebas a AMMON, MUT y JONS.

*** Los asirios-babilònicos a BIN (el firmamento), SAMAS (el sol) y SIN (la luna), asì como a ASSUR, BEL y HEA (cielo, tierra e infierno).

*** Los chinos a TIEN (el cielo), YANG (masculino) y YING (femenino).

*** Los fenicios a BANT, KOLPIA y MOT.

*** Los germanos a ALFADER, WOTAN Y THOR.

*** Los acadios a ANNA, HEA y MULGA (cielo, tierra e infierno).

*** Los romanos a JUPITER, NEPTUNO Y PLUTON.

*** Los griegos a ZEUS, POSEIDON Y HEFESTOS.

Esta es la lista que nos lega Monseñor Meurin, incluyendo aparte a Zoroastro, de los persas, en la que conjuga como "trinidad" a AHURA (el Ser), MAZDA (la Sabidurìa) y ATARS (el Fuego divino); estas tres personas divinas representan al Yehovah, al la Sabidurìa y al Fuego (ESH) del Antiguo Testamento, y se encuentran en la Santìsima Trinidad que el cristianismo adora. No deberìamos olvidad que de los persas nace el culto a Mitra, religiòn con la que tuvo que competir muy duramente el cristianismo en sus inicios.

MITRA o MITHRAS o MITHRA. Mitologìa e Historisa de las religiones:

Dios Solar indoaranio, perìodo en que persas e indios vivìan todavìa reunidos. Tanto los himnos de los Vedas como los del Avesta celebran su nombre. El Mitra vèdico y el Mithra ìranico conservan, a pesar de algunas diferencias, tantos rasgos comunes que es imposible dudar de la comunidad de su origen.

Por todas partes se ve en el dios que consideramos una divinidad de la luz invocada junto con el cielo, que se llama Varuna o Ahura, y considerando a Mithra en el punto de vista moral, sus adoradores veìan en èl al protector de la verdad y de los contratos es adversario de la mentira y del error. Su nombre significa en persa y en sànscrito "el amigo", y en efecto, Mithra era por excelencia el amigo y el protector de los hombres.

La luz que todo lo penetra se convirtiò para sus adoradores en el emblema de la verdad en la que Mithra es la encarnaciòn celeste de la conciencia.

La pareja Mithra-Varuna y los cinco otros Adityas, contada por Vedas y los Amshaspands que rodean al creador a tenor de la concepciòn avèstica, no eran màs que el sol, la luna y los planetas cuyo culto habìan tomado los indofranianos a un pueblo vecino que les era superior en conocimiento del culto estrellado, es decir, a los habitantes acadianos o semìticos de Babilonia; otros autores afirman que los documentos cuneiformes de Capadocia han demostrado que los dioses indoiranianos MITHRA, VARUNA, INDRA y NASATIJO eran ya adorados en el siglo XIV a.C. por un pueblo vecino de los hititas, los mitanos, establecidos sin duda alguna, al Norte de la Mesopotamia. A partir de la primera apariciòn de los arios en la historia adoran, pues, ya a Mithra, pudièndose tambièn afirmar que las tribus que conquistaron el Iràn no cesaron de adorarlo hasta su conversiòn al islamismo.

Como ya se ha indicado, en el Avesta Mithra es el genio de la luz celeste; antes de la salida del sol, el dios aparece en el cielo, y durante el dìa marcha por el firmamento montado en su carro tirado por cuatro fogosos caballos blancos, mientras que por la noche brilla todavìa con luz indecisa, vigilando en todo momento lo que pasa en la tierra.

Mithra es omnisciente y sin ser sol, la luna, ni las estrellas, se vale de todos ellos para vigilar el mundo. Como la luz disipa la oscuridad y extiende la alegrìa por toda la Naturaleza a la cual tambièn fecunda; Mithra es el señor de los campos y concede a los suyos la paz, la abundancia y la prosperidad.

La influencia preponderante de la Caldea (Babilonia y Asiria) en todos los paìses asiàticos se impuso a mazdeìsmo primitivo, relacionando y yuxtaponièndose la astrolatrìa semìtica y los mitos naturalistas de los iranios; Ahura-Mazda fue confundido con Baal, que reina en el cielo; Anahita fue asimilada a Isthar, que preside el planeta Venus, y Mithra se convirtiò en SHAMASH, el Sol.

Al marchar del Oriente al Occidente el culto de Mithra, se contagiò con varias impurezas que cambiaron en cierta manera, el caracter primitivo de la divinidad. Mithra ya no era entonces la luz, mediadora entre el cielo y los hombres, y aunque la idea de mediaciòn, enlazada con la divinidad que estudiamos, se mantuvo hasta los ùltimo tiempos, Mithra, convertido en el dios por excelencia, fue asimilado al mismo sol. Unos 100 años d.C. la religiòn de Mithra se habìa convertido ya en una verdadera potencia espiritual, en Roma. La feliz conversiòn de Constantino al Cristianismo detuvo la fuerza ascendente de las doctrinas mithrìacas; expandiendo al cristianismo a todo el Imperio Romano. Para el siglo IV el mithriaìsmo estaba desterrado y prohibido. Las mujeres, las cuales eran excluìdas del culto mitràsico, debieron tener un cierto sustituto en el culto de Cibeles, que en los ùltimos tiempos del paganismo tuvo estrecha relaciòn con el mitràsico. Pero a esta altura, sòlo hay que aclarar que todo es consecuencia del patriarcado, ya que como podemos observar en la lista de dioses que sigue, Mithra originalmente era una deidad femenina, seguro producto del matriarcado y principio activo del cosmos.

Sistemàticamente, despuès de leer el Antiguo Testamento del pueblo de Israel, podemos observar con claridad què "el sueño de los judìos", que se creen el pueblo destinado por Jehovah a dominar a todas las demàs naciones; obtendràn las riquezas de la tierra que les perteneceràn y las coronas de los reyes no deberàn ser sino sus enconaciones, dependencias del Kether-Malkhuth (el rey prometido). Admiro la audacia de ese pueblo, que aùn esclavizado crea su propio destino bajo el amparo de un dios sòlo para ellos; pero màs admiro la reinterpretaciòn que hace el cristianismo (seguidores del profeta Jesùs) de las antiguas escrituras y el posterior acomodo para dominar al mundo y concluir con el triunfo.

"No tendrèis el sol para alumbrar durante el dìa, y la claridad de la luna no lucirà por la noche, pero el Señor se convertirà en vuestra luz eterna, y Dios serà vuestra gloria. Vuestro sol no se pondrà, ni vuestra luna sufrirà disminuciòn, porque el Señor serà vuestra antorcha eterna y vuestros dìas de llanto habràn acabado". Isaìas: Cap. XI -1,2-.

Es un discurso muy claro, Jesùs-Cristo, sustituirà al Sol y a la Luna y ya no seràn necesarios los ritos estacionales en los que participan las divinidades de la fertilidad y fecundidad, como las del renacimiento de la primavera... y Jesùs nacerà el 25 de diciembre (finalmente, porque antes fue un 6 de diciembre), fecha del solsticio de invierno y resucitarà durante el equinoccio de primavera; y cada fecha que fue ocupada por los paganos, serà reinterpretada por èl, ùnico creador, absoluto ser celestial "Hijo de Dios", representante del "pueblo elegido".

Los sacrificios humanos a los dioses superiores fue común a todas las culturas indoeuropeas en el año 350 a. C., incluida la religión hebrea, que según antiguas escrituras revelan que este tipo de sacrificios se realizaban al dios de Cana´an o al dios hebreo; los sacrificios continuaron hasta el año 600 d. C.

En América se registraron estos sacrificios hasta la llegada de los conquistadores y la religión cristiana. Algunos autores afirman que en algunas culturas de América y Oceanía, el sacrificio humano ritual iba acompañado de antropofagia; incluso se afirma que este tipo de canibalismo respondería a una necesidad de consumo de proteínas inexistentes en el medio natural en que se desarrollaban esas culturas; sea cual fuere el motivo, muchos de esos sacrificios humanos fueron suplantados por sus equivalentes animales, o subordinados al uso ritual de elementos que los suplantan, como el fuego, el agua, los almidones perfumados, las mascaras, el pan y el vino, etc., en su mayoría fueron olvidados los motivos iniciales que originaron el ritual. La costumbre en el uso, los convirtió en algo tan cotidiano que se olvidó por completo el motivo que los originó o sus objetivos; como el de la comunión, objeto principal ritual que une a los participantes; originalmente fue producto de un sacrificio ritual: la victima era inmolada sobre un altar destinado a ese objeto, precedido por un dios supremo, la sangre de la victima era recogida para ser compartida, a veces el corazón inmolado en el fuego al dios, y la carne cortada en porciones y repartida entre todos los participantes; esto provocaba el sentido de unión y pertenencia al grupo fortificandolo. El cristianismo tomó de estos ritos el vino: “esta es mi sangre”, y el pan: “este es mi cuerpo”, dejando atrás al cordero, que había a su vez dejado detrás al hijo…; claro, que la comunión cristiana va más allá, porque el pan y el vino transformados durante la liturgia de la misa se transformaran en el cuerpo y la sangre de Jesús.

La Iglesia católica, por ejemplo, administra los sacramentos con la finalidad de brindar los beneficios espirituales que éstos comportan a los creyentes. Más como dicho cacto terminaría en un forzar la presencia de la gracia divina mediante un procedimiento sin duda mágico, se arguye, lógicamente, así: nadie puede obligar a la gracia divina a que se presente en el acto sacramental; no obstante, ella se encuentra inevitablemente presente en él, dado que el sacramento es la institución divina que Dios no habría establecido de no haber intentado apoyarla. (La gratia adiuvans y la gratia sanctificans son los efectos del sacramentum ex opere operato. El sacramento debe su eficacia al hecho de haber sido instituido inmediatamente por Cristo mismo. La Iglesia es incapaz de vincular el rito con la gracia en forma que el actus sacramentales produzca la presencia y el efecto de la gracia, es decir, res et sacramentum. Por lo tanto, el rito ejecutado por el sacerdote no es causa instrumentalis, sino mera causa ministerialis).

Incurriría en error lamentable quien estimase mis observaciones como una suerte de demostración de la existencia de Dios. Ellas sólo demuestran la existencia de una imagen arquetípica de la divinidad y, en mi entender, esto es todo cuanto es dable afirmar psicológicamente acerca de Dios. Pero como es un arquetipo de gran significado y de poderosa influencia, su existencia relativamente frecuente parece constituir un hecho digno de consideración para toda teología natural. Como la evidencia de ese arquetipo a menudo tiene, en alto grado, la cualidad de lo numinoso, le corresponde la categoría de experiencia religiosa.

Entiendo que la religión es una actitud especial del espíritu humano, actitud que –de acuerdo con el empleo originario del concepto “religión”- podemos calificar de consideración y observación solícitas de ciertos factores dinámicos concebidos como “potencias” (espíritus, demonios, dioses, ideas o cualquiera fuere la designación que el hombre ha dado a dichos factores) que, dentro de su mundo, la experiencia le ha presentado como lo suficientemente poderosos o útiles para tomarlos en respetuosa consideración; o lo suficientemente grandes, bellos y razonables par adorarlos piadosamente y amarlos”. –Carl G. Jung-

“El ritual de la comunión es en todas partes el mismo, ya se exprese bebiendo de la copa de Dioniso o del sagrado cáliz cristiano, pero es diferente el nivel de conocimiento que cada uno aporta al participante individual. El participante dionisíaco mira hacia el pasado origen de las cosas, hacia el “nacimiento terrible” del dios que sala lanzado del poderoso seno de la Madre Tierra. En los frescos de la Villa de Misteri, en Pompeya, la celebración del rito evoca al dios como una máscara de terror reflejada en la copa de Dioniso que el sacerdote ofrece al iniciado. Después encontramos los cernedores, con sus preciosos frutos de la tierra, y el falo, como símbolos creadores, de la manifestación del dios como principio de gestación y desarrollo. En contraste con esa mirada retrospectiva, con su enfoque en el eterno cielo de la naturaleza, de nacimiento y muerte, el misterio cristiano señala hacia adelante, hacia la esperanza definitiva del iniciado en una unión con el dios trascendente. La Madre Naturaleza con todos sus hermosos cambios estacionales, ha quedado atrás, y la figura central del cristianismo ofrece certeza espiritual de que él es el Hijo de Dios en el cielo.

Ambos aspectos se funden, en cierto modo, en la figura de Orfeo, el dios que recuerda a Dioniso pero anticipa a Cristo. Orfeo representa el equilibrio entre la religión dionisiáca y la religión cristiana, ya que encontramos a Dioniso y a Cristo en papeles análogos, aqunque, diferentemente orientados respecto al tiempo y dirección en el espacio: el uno, una religión cíclica del mundo inferior, el otro, celestial y esctatológico o final”. –C. G. Jung-

Pero como podemos observar ni siquiera la religión católica pudo escapar a esa cuota de paganismo necesaria para mantener vigente la atención de sus seguidores, que con el tiempo y la guía divina fueron borrando para sólo convertirlas en ritos actuales olvidados…

Pequeño glosario de:

"DIOSES, DIOSAS, Y MITOS DE LA CREACIÒN"

SIMBOLOS: “La historia del simbolismo muestra que todo puede asumir significancia simbólica: los objetos naturales (como piedras, plantas, animales, hombres, montañas y valles, sol y luna, viento, agua y fuego), o cosas hechas por el hombre (casas, barcos, coches), o, incluso, formas abstractas (números, o el triángulo, el cuadrado y el círculo). De hecho, todo el cosmos es un símbolo posible.

El hombre, con su propensión a crear símbolos, transforma inconscientemente los objetos o formas en símbolos (dotándolos, por tanto, de gran importancia psicológica) y lo expresa ya en su religión o en su arte visual. La historia entrelazada de la religión y del arte, remontándose a los tiempos prehistóricos, es el relato que nuestros antepasados dejaron de los símbolos que para ellos eran significativos y emotivos.

Aún hoy día, como muestran la pintura y escultura modernas, todavía sigue viva la interacción de la religión y el arte”. –Carl G. Jung-

SOL: Teogónicamente expresa el momento de máxima actividad heroica en la transmisión de poder que se verifica a través de las generaciones de deidades. Así, tras Urano, Saturno, y Júpiter, aparece Helio Apolo. En alguna ocasión, surge el Sol como sucesor directo e hijo del díos del cielo. Sus atributos –según Krappe-: lo ve todo y, en consecuencia, lo sabe todo.

Para la inmensa mayoría de los pueblos, el cielo es símbolo del principio activo –asimilado al sexo masculino y all espíritu-, mientras la tierra simboliza el principio pasivo –femenino y material-; sin embargo en alguna ocasión aparece invertida la identificación. Lo mismo acontece con el Sol y la Luna. El apasionamiento, por así decirlo, solar: su carácter heroico y llameante habían de situarlo en clara correspondencia con el principio activo; mientras que la pálida y delicada condición de la luz lunar y su relación con las aguas –y el ritmo de la mujer- habían de designarla en el grupo femenino.

Culto solar: El culto solar o heliolátrico es un lugar común de encuentro entre culturas. Es evidente que en un principio esta divinidad era venerada como tal, como el propio Sol sin más; sin embargo, con el tiempo, se fue llenando de contenido y adquiriendo un carácter antropomórfico, es decir se asoció con un personaje divino al que se le otorgó forma humana y nombre propio. Así ocurrió en muchas ocasiones, y los dioses solares se presentaron como los más importantes de cada cultura: Apolo, Osiris, Horus, Lug, Mitra, Baco y un largo etc., fueron divinidades que se asociaron al astro rey.
El Sol es el origen y el principio de la vida, así nos lo muestra incluso la lingüística: oriente y occidente son términos que nos remiten al sol; oriente procede del latín oriri, nacer, levantarse, y occidente de occidere, caer, morir, ambos referidos al sol. Otra particularidad del culto al Sol y su legado la hallamos en la terminología que acompaña a los días de la semana. En numerosas culturas es el primer día de este periodo el que se le consagra al astro, el domingo: Sunday en inglés, Sunnudagr en normánico, Sontag en alemán, Sul en Bretón, Dies Dominica en latín, Domingo en castellano, es decir, el Día del Señor. Por lo tanto, el día mas importante de la semana estaba dedicado al Sol. Y a pesar de lo que pudiera parecer, lo mismo ocurre con el término domingo, el día del señor, el día del dios cristiano. El cristianismo realizó una larga tarea de asimilación del resto de religiones o creencias. Así ocurrió también con el culto al Sol, el cual fue adaptado por el cristianismo uniéndose de esta manera dos divinidades solares, el propio astro y Jesucristo, la divinidad cristiana.

el Sol es una divinidad que ha ejercido su poder entre los cántabros desde una remota antigüedad, y no es menos cierto que esta divinidad fue de inmediato asociada con un elemento más cercano y necesario, tanto para la vida cotidiana como para el rito, el sacrificio y la ceremonia, es decir con el fuego. Este fue uno de los elementos que se asociaron al culto y ha servido de vínculo directo entre el hombre y el Sol. Esta identificación la encontramos a menudo a lo largo de la historia tradicional; además, este influjo, lejos de desaparecer, ha perdurado y aún está ahí, es patente, claro y evidente, así podemos encontrar en los Solsticios el mejor ejemplo. El Solsticio, que quiere decir sol inmóvil, es un momento más que especial en el año, durante siglos y siglos se ha recibido este acontecimiento solar con hogueras sagradas. Tanto en el Solsticio hiemal o invernal, en el que el Sol alcanza su cenit en su punto más bajo, como en el estival, en el que ocurre lo contrario, se realizaban por toda Europa fuegos que animaban al Sol a continuar su esfuerzo generador de vida, siendo observado como un elemento purificador.
En el Solsticio invernal, cuando la naturaleza vuelve a la vida y el Sol empieza de nuevo a extender los días, despertando al mundo de un largo letargo, el astro recibía un gran culto, no en vano los romanos festejaban en ese momento el Sol Invictus. De aquí extraemos gran parte de lo que el cristianismo hizo para “patentar” esta celebración, ya que no fue aleatorio el colocar el nacimiento del dios cristiano en ese momento, todo lo contrario. Sir James George Fraser, uno de los más grandes estudiosos de los mitos y tradiciones, recoge la explicación de un autor cristiano sirio sobre esta cuestión:
«La razón de que los Padres transfirieran la celebración del 6 de enero al 25 de diciembre fue ésta: era costumbre de los paganos celebrar en el mismo día del 25 de diciembre el nacimiento del Sol, haciendo luminarias como símbolo de la festividad. En estas fiestas y solemnidades, tomaban parte también los cristianos. Por eso cuando los doctores de la iglesia dieron cuenta de que los cristianos tenían inclinación hacia esta fiesta, se consultaron y resolvieron que la verdadera Navidad debería solemnizarse en ese mismo día, y la fiesta de la Epifanía en el 6 de enero».
Por tanto, podemos comprobar que la tradición cristiana más extendida por el mundo entero, como es la Navidad, tiene el origen de su fecha en una celebración pagana e íntimamente relacionada con este culto solar; recordemos que hasta el siglo IV d.C. no se estableció el 25 de diciembre como el día de nacimiento de Jesús de Nazaret. Sin duda, la veneración pagana, aunque aparentemente no lo parezca, está más extendida por todo el mundo que la propia fiesta cristiana, a pesar de que dicha conmemoración se ha convertido, para muchos, en uno de los más grandes negocios de todos los tiempos.
Si nos acercamos un poco al Solsticio estival, de verano, encontraremos casi miméticamente el mismo proceso que hemos visto en líneas anteriores. En este periodo se encuentra el Sol con todo su poder junto a su hermano pequeño, el fuego. Las hogueras se reparten por toda Europa, se levantan en las montañas, en las laderas, se lanzan ruedas ardientes por las colinas... y esta tradición no es gratuita, como vimos en las estelas. La rueda es el símbolo solar por excelencia, su forma unida al fuego es más que significativa. Gran parte de los lugares en los que se hallaron las estelas gigantes de Cantabria poseen este nombre: Barrio de La Rueda, Virgen de la Rueda, Lombos de La Rueda...

Aunque trataremos en su momento la fiesta de San Juan como se merece, puedes entender que es bastante paradójico que una festividad solar y unida al fuego, se denomine día de San Juan, un santo que si puede identificarse con algún elemento es con el agua, no con el fuego. Aún hoy se celebra la divinidad pagana durante el verano en numerosos lugares, especialmente en Irlanda, Lugnasad, las bodas de Lug, dios solar celta, el cual tiene una gran fiesta en el mes de agosto, en irlandés Lugnasa. Para quien desee sentarse una tarde de verano a ver una buena película en la que se hable de esta fiesta irlandesa, recomendamos El Baile de Agosto, una historia familiar en un pequeño pueblo irlandés y ambientada en la celebración de Lugnasad.
El Sol de los muertos se dice de aquél que se contempla en los días de primavera, cuando se entrevé su amarillo a través de la llovizna que cae ligera. A menudo su imagen se puede vislumbrar cuando hace su aparición el arco iris: Sol de los muertos y cojera perruna, poco dura.
Se dice en la tradición popular de Cantabria que mientras este Sol brilla y cae la lluvia, los muertos regresan a la vida. Incluso El Sol de los muertos es el título de una de las novelas de uno de nuestros grandes personajes, Manuel Llano. Aunque esta asociación del Sol y de los muertos en Cantabria pudiera parecer arbitraria y gratuita, no nos parece que sea así. El binomio Sol-Muerte no es exclusivo de nuestra región, en otras culturas del ámbito europeo aparece esta asociación. Entre numerosos pueblos de la antigüedad se consideraba que hacia el Sol iban los difuntos, el astro era la última morada del fallecido. Otra anécdota la encontramos en algunos pueblos celtas en cuya sociedad, de la cual bebe abundantemente nuestra cultura regional, era preciso que los rituales y las acciones cotidianas se realizasen a menudo en el sentido del giro solar, rotación denominada deosil.

LUNA: Ciceròn: "cada mes la luna ejecuta la misma carrera que el sol en un año...; contribuye en gran medida por su influjo a la madurez de las plantas y al crecimiento de los animales".

-Diosas lunares: Ishtar, Hathor, Anaitis, Artemisa, etc.

-Ciclo lunar: Conecciòn con las mareas y con el ciclo fisiològico de la mujer; segun

Darwin cree que esta relaciòn de ciclos se debe a que la vida animal se originò en el seno de las aguas, determinando un ritmo vital que durò millones de años.

-Dioses resucitados por la luna: Dioniso-Zagreo, Penteo, Orfeo, Acteòn, Osiris; Adonis; Tammuz, etc.

-Cuando se sobrepuso el sentido patriarcal al matriarcal, se diò caracter femenino a la luna y masculino al sol. En algunos paìses de Oriente es al revès.

-Eliade señala la conecciòn de esta evidencia còsmica con el mito de la creaciòn y recreaciòn periòdica del universo.

-La luna no sòlo mide y determina los periòdos, sino que tambièn los unifica a travès de su acciòn (luna, aguas, lluvias, fecundidad de la mujer, de los animales y de la vegetaciòn). Pero por encima de todo, es el ser que no permanece siempre idèntico a sì mismo, sino que experimenta modificaciones "dolorosas" en forma de cìrculo clara y continuamente observable. Estas fases, por analogìa, se parecen a las estaciones anuales, a las edades del hombre, y determinan una mayor proximidad de la luna a lo biològico, sometiendo tambièn a la ley del cambio, al crecimiento (juventud, madurez) y al decrecimiento (madurez, ancianidad). De ahì la creencia mìtica de que la etapa de invisibilidad de la luna corresponde a la de la muerte en el hombre; y como consecuencia de ella, la ìdea de que los muertos van a la luna (y de ella proceden, en las tradiciones que admiten la reencarnaciòn).

La Luna: La gran dama, la señora de la noche ha tenido y tiene un culto muy arraigado a lo largo de todos los tiempos y a través de todos los territorios. En cuanto a las referencias que de las fuentes antiguas encontramos, destaca la de Estrabón el cual nos da la noticia siguiente: «Algunos dicen que los Callaicos no tienen dioses y que los Celtíberos y sus vecinos del Norte dan culto a un Dios sin nombre, en las noches de plenilunio fuera de sus pueblos, haciendo bailes de rueda y fiestas nocturnas con sus familias». Según este testimonio podemos considerar que el astro recibía culto, en especial durante la luna llena, momento que era considerado de plenitud e ideal para las plegarias o sacrificios. Sin embargo hay autores que no extraen de esta reseña que los pueblos del norte, y entre ellos destacan los cántabros, tuvieran como referencia una divinidad lunar, sino que estiman que en esas noches se realizaban cultos a otras divinidades, aprecian que únicamente se utilizaban los días de luna llena por pura practicidad, ya que la luminosidad de estas noches posibilitaba que se pudieran realizar diversas actividades sin la oscuridad de otros momentos. Para los pueblos antiguos, la Luna era en muchos casos el símbolo de la muerte y la resurrección, era la esperanza, pues el astro moría y resucitaba a los pocos días. Continuamente y durante siglos y siglos la Luna nace y muere, lo cual es todo un símbolo que no pasaron por alto los pueblos antiguos. El creciente lunar está también muy relacionado con los cuernos del toro. Sin duda su parecido es evidente, por lo cual no es poco frecuente encontrar entre otros pueblos estelas en las que la luna y los cuernos de un toro aparecen representados juntos. En lo relativo a los sacrificios no es descartable que entre los cántabros se realizaran en honor de la Luna, por ejemplo es conocido que los griegos sacrificaban machos cabríos a la diosa, animal que los cántabros inmolaban en honor de su dios de la guerra. En este ritual los helenos marcaban a aquellas vacas que habían sido consagradas a la Luna con un símbolo que se representaba ( ), en oposición al Sol que se expresaba O.
La relevancia de la Luna no es solamente la de ser considerada como una de las divinidades primigenias, sino que tuvo gran importancia en otros ámbitos tan relevantes como el del cómputo del tiempo. Entre los pueblos que habitaron Europa en la antigüedad histórica encontramos que en la mayoría de ellos el tiempo se contaba atendiendo a las diversas fases de la luna. El ritmo lunar era el realmente relevante a la hora de computar el tiempo, al contrario de lo que hoy es cotidiano. En este sentido, aunque las fuentes no nos lo transmiten directamente, parece claro que entre los cántabros el tiempo también tendría como referente el ciclo lunar. Son muchas las consecuencias que ha proporcionado este antiguo uso lunar, por ejemplo, aún hoy en inglés la palabra para nombrar quincena, es fortnight, es decir catorce noches. Igual de significativo es que el segundo día de la semana sigue consagrado en diversas culturas a la Luna, así lo reflejan diferentes idiomas: Inglés, Monday, Alemán Montag, Francés lundi, Latín Lunae dies.

ANDROGÍNO: “Integración de los contrarios” –Blavatsky dice que todas las naciones consideraban a su primer dios como andrógino a causa de que la humanidad primitiva se sabía nacida de lo “mental”.

AGUA: El agua, sin duda es básico como instrumento religioso, pero también es objeto de veneración en sus diversas formas, como un río, una fuente, una cascada, un lago, un mar o un océano. Sería difícil hallar una religión en la que el agua no tuviera un papel preponderante y fundamental. Es el símbolo de la purificación, de la renovación, del cambio y la limpieza tanto física como moral.

En la mitología Cantabrica encontramos el río Deva. Sólo su nombre nos sitúa en las mismas puertas de la divinidad. Si hacemos un pequeño recorrido por las relaciones que este nombre tiene en otras lenguas, no podremos dudar de que el propio río era venerado. Es un claro paradigma de ese culto naturalista que hemos comentado entre los montañeses. Deva quiere decir “Divina o Diosa”, es un término que se rastrea fácilmente en numerosos idiomas de origen indoeuropeo, aquí tenéis algunos buenos ejemplos: céltico, Deva; antiguo irlandés, dia; Antiguo galés, duiu; antiguo córnico, duy (dios); latín deus (dios); sánscrito, deva-h (dios); vasco, debai (sagrado). Este río fue venerado como tal, como divinidad de la naturaleza. Sin embargo el rito tuvo una clara evolución, y a tenor de una inscripción encontrada en el Monte Cildá, podemos entender que lo que en principio fue un simple culto natural, se convirtió en una divinidad concreta que mantenía el nombre del río, la inscripción es la siguiente: Matri Dev[ae] / G(aius) Licinus Ci[s] / us templum [exv]oto, l(ibens) m(erito).” (A la Madre Deva, Gaio Licino Ciso con motivo de un voto le dedica este recinto sagrado justa y merecidamente). Así pues, Deva se convirtió en una divinidad femenina con un culto claramente atestiguado. Evidentemente, si encontramos una inscripción como la referida es porque hubo muchas más que o bien han desaparecido o bien todavía no se han localizado. La tradición de diosas entre los pueblos celtas y entre los mismos cántabros está muy extendida y es una de las características diferenciales de estas sociedades.

CUARAHG o CUARASG: Palabra guaranì con la que se denomina al Sol; su significado literal es madre del dìa, de "cu": partìcula que equivale a los artìculos le, la, los, y las; "ara": dìa; y "sg": madre; o sea "Madre del dìa", siendo por lo tanto esta palabra no sòlo muy expresiva, sino tambièn eminentemente poètica, pues con la luz de Cuarahg se asoma una nueva aurora, color rosa y grana, que es el instante en que se produce el nacimiento de un nuevo dìa en marcha hacia la corriente infinita del espacio y del tiempo.

VENUS: Planeta asimilado a la deidad del amor y al cobre, en alquimia. Astrològicamente se halla en relaciòn con la Luna y con Marte, principalmente. En su significaciòn espiritual se desdobla en los aspectos del amor espiritual y de la pura atracciòn sexual, llegando algunos autores a considerar que su verdadero simbolismo era de caracter fìsico y mecànico.

CRUZ: Simbolismo de lo pasivo (horizontal) y lo activo (vertical); simboliza la integración de la septuplicidad de espacio y del tiempo, como forma que retiene y a la vez destruye el libre movimiento, por eso la cruz es la antitesis de la “serpiente” o “dragón Ouroboros”, que expresa el dinamismo primordial anárquico anterior al cosmos (orden). Por esto hay una relación estrecha entre la cruz y la espada, puesto que ambas se esgrimen contra el monstruo primordial.

"Dioses principales y menores, representantes del Sol, y de la fertilidad y renacimiento, equiparables a las fuentes de la creación"

*ADAD (asiría y árabe) "El único", simbolizaba el Sol; esposo de ATARGATIS o ADÀRGATIS.

*ADON (Fenicia) divinidad fenicia. Simbolizaba el curso del Sol; en su honor se celebraban las fiestas ADONEAS (Grec.) fiestas celebradas en honor a ADONIS en varias localidades (Biblos, Fenicia, Egipto) duraban dos días. En el primero se lamentaban las mujeres de la muerte del Dios; y en el segundo celebraban su resurrección; solían ofrecerle frutos y flores. Similar a TAMUZ (Asia Occid.) dios Asirio, que bajó a la tierra en forma humana para instruir en el culto de los Astros -el rey de Asiría lo mando a asesinar, y entonces, para apaciguar la cólera de BA`AL (el Sol) se instituyó en honor a TAMUZ una fiesta célebre análoga a las de ADONIS. Los hebreos adoptaron el culto a Tamuz. ADON: ADONIS (Fenicia, y Asiría), equivalente a TAMMUZ, divinidad griega de la belleza varonil delicada (hijo del doble matrimonio de VENUS y MARTE con ADONIS, del cual nace PRIAPO -dios de la vegetación-. ADON en Biblos, dios de la vegetación, muerto cazando un jabalí y luego resucitado por ASTARTÈ, su madre y amante. EQUIVALENTES a ADONIS: (Cana´an y Siria) Adonis se transforma en MOT y ALIYAN (Biblos); otros: HIPÒLITO, FAETÒN, PROMETEO, ATHIS, TAMUS, TAMMUZ, MOT y ALIYAN, DIONYSOS-ZAGREOS, DUMUZI (sumerio).

*ADONEO (Grec.) nombre con que los árabes -según Estrabòn- designaban al Sol, ofreciéndole incienso (sobrenombre de BACO).

*AFRODITO (Grec.) Dios venerado en Chipre juntamente a AFRODITA; simboliza la inclinación masculina por la femineidad.

*AGDI: sinónimo de ALA, entre los mahometanos.

*AGNI (Aryas, Vedicos) El Sol (sustancia del fuego); sobrenombres: PRAGAPATI, señor de las criaturas; ASURA, espíritu viviente; PARUHSA, alma suprema; MITRA o ARYAMAN, el bondadoso, el dios Amigo; OHATAR, el criador; SAVITAR, el protector. (del Rig-Veda) AGNI: INDRA: VARUNA: AGDI (Árabe) sinónimo de ALÀ entre los mahometanos el Sol lo transforma en: SURYA, la luz brillante; VISNÙ, el viajero incansable que mide el Universo en tres únicos pasos: La aurora, el Mediodía, y el Ocaso; PUSAN, el vivificador; AGNI, es la deidad del fuego, no sólo físico, sino en toda su extensión.

*AHURA MAZDA (Persa) "el soberano", el "omnipotente", u ORMUZ, "el bien". / y AGRA MAYÙ o ARIMÀN, "el mal". (ambos en lucha incesante). Al final de los tiempos Ormuz quedará victorioso, esto es el bien triunfará sobre el mal. (Arimàn, no es "un ángel rebelde"; participa de la naturaleza de los dioses. Es hermano de Ormuz, y posee un poder igual al suyo y como él ha existido eternamente. La religión del Avesta es neta, intrínsecamente dualista).

*ALÀH (Islam - árabe) Dios supremo de la creación, guardián del orden moral.

*AMOR: EROS: ANTEROS (Rom. y Grec.): CUPIDO (Rom. y Grec.): HATOR (Egip.): HIMEROS (Rom.): KAMA (hindú): ANANTA (hindú). Dios del AMOR.

*ANTÙ (Amér. del sur) Mit. Mapuche, equivalente al Sol, que personifica el espíritu celestial.

*AÑU (Asiría y Caldea) Dios del Cielo y de la Luz, soberano de los espíritus buenos y malos.

*APASÒN (Asia Occid.) El Amor.

*APIS (Egipto) buey APIS, considerado como una encarnación del espíritu del OSIRIS.

*APOLO (Roma y Grecia) dios Sol, hijo de JUPITER (Roma), ZEUS (Grecia), HELIO (Grecia), sobrenombre: FEBO.

*ASÌ (Amèr. Sept.) Dios Sol.

*ATIS (hitita) equivalente a "Adonis"; hijo joven-dios, de la diosa "Gran Madre", ("Diosa Sol), fecundador de la tierra.

*ATUM (Egip. 1530-225 a-C.) Dios del culto heliopolitano al dios RA, llevado con el tiempo a ser asimilado con ATUM, HORUS y AMUN ( el nuevo culto rendía homenaje al disco físico del Sol llamado ATON en Egipto).

*BACO o DIONISO (Grec. y Rom.) dios del vino LIBER-BACO en su origen fue un dios de la fecundidad.

*BA`AL o BEL (Asiría, Fenicia, y Cartagena) En tiempos antiguos llamaban así al verdadero dios MELKART en Triro. "Maestro" o "Señor"; BEL en Asiría; BOL en Palmira;

BELOS (Caldea y Roma); se le identificaba con CRONOS, con MOLOCH (Cartago), con el HÈRCULES Tìrio; BALATH (Cartagena); BAAL-BÈRITH (Fenicia Asia Occid.) que era un BAAL adorado en Siquen y Berito. BAAL-FARAS (Siria) dios del mal. BAAL-FEGOR (Asia Occid.) adorado por: Moabitas, Madianitas, Amonitas, y algunos Israelitas, comparado con el PRIAPO hebreo. BAAL-GAD (Fenicia) "Señor de la fortuna" BAAL adorado en la ciudad de aquel nombre (pie del monte Hernòn, en Palestina). BAAL-MOLCH dios del fuego, en oposición a BAAL-CHOCON dios de la destrucción de todas las cosas. BAAL-SEMEN (Cartagena, Fenicia) "Señor del Cielo", Dios Sol. BAAL-TAMUR (Fenicia) identificado con ADÒN, dios Sol y la estaciones. BAAL-THARÈS deidad protectora de la ciudad de Tarso. BAAL-ZEBUB: BAAL de los Filisteos de Accaròn, "dios de las moscas" (quizás porque el Sol las lleva consigo y a BAAL se le identifica con el Sol). Asimilado a SETH. "Señor", un nombre de MARDUK, su esposa: SARPANITUM (hitita) "diosa de la Tempestad", BA`AL, "HADAD" en Siria -Fenicia-. HADAD-BA`AL en Doliche, equivalente al ZEUS Dolicheno Griego. EL (Cana`an y Siria) se transforma en BA`AL HAMMÒN (y el nombre en que se le rendían sacrificios se denominó: MOLK). Los griegos creyeron equivalente que Ba`al era un nombre genérico y adoptaron un dios BELOS, identificándole con ZEUS. El dios BEL de Babilonia es un BAAl devenido gran dios; en cambio, sea lo que quiera que se haya dicho, el dios céltico BELEMUS (APOLO) no tiene nada en común con ningún BAAL.

*BAALIM: para los griegos y romanos, equivalente al ZEUS o JUPITER locales y más raras veces POSEIDÒN o HERACLES.

*BACO (Gec. y Rom.) Deriva del sánscrito LAKSHA, devorar, por ser BACO el símbolo del Fuego que devora los sacrificios. En Grecia se le adoró con el nombre de DIONISOS.

*BALDER (escandinavo) hijo de ODIN y de FRIGIA o FREYA, personificación de la luz, del bien, de la belleza varonil (esposo de NAUMA). HUDER -dios de la guerra- lo mata, resucitará y entrará en Asgard (ciudad celestial) regida por Odìn y Freya (diosa del amor).

*BALEIGUR (escandinavo) sobrenombre de ODÌN.

*BEL o BELO (Asia Menor, Egipto, y Grecia) La más grande respetada divinidad entre los babilonios, BELO era el Sol o la naturaleza fecundada por los rayos de aquel astro bienhechor. BELOS (Grecia) nombre griego del caldeo BAAL: a BEL FEGOR (Siria) entre los Moabitas, Amonitas, y Medianitas equivalente al BA`AL caldeo, simbolizaba el Sol. El culto de BEL, primera divinidad Caldea, era orgiástico, cada día, el gran sacerdote señalaba la doncella que aquella noche había de ser la esposa del dios junto a los altares de MILITA; todas las mujeres al menos una vez en su vida, habían de ser llevadas al templo y pagar el tributo de su virtud.

*BELATÈN (Caldea) nombre del BA`AL entre los caldeos.

*BELATUCADRO (bretona) igual a BELENO entre los Galos.

*BELBOG (eslavo) "dios blanco"; algunos mitólogos afirman que era BEEL-ZEBUD, dios de las moscas porque su imagen ensangrentada estaba siempre cubierta de moscas. Los rusos veían en él, el símbolo de la divinidad que sustentaba a todas las criaturas. Las fiestas del "Dios blanco" -desangrado- consistían en festines, juegos y tratos obscenos.

*BELENO (gala y griega) personificaba el Sol; APOLO de los galos, BELENO: BELATUCADRO (bretón).

*BOMBO (África) ídolo adorado por los negros del Congo; sus fiestas son celebradas, preferentemente, por doncellas que bailan orgiásticamente; se cubren las cabezas con plumas de colores, y sus vestidos están adornados con flores y pequeños amuletos; tocan, mientras danzan, unas maracas o sonajas. Protector de los amores y de las buenas cosechas.

*CAMAL (Celta e Hispano) deidad de incierta significación; parece ser la representación de HELIOS-MARTE, aunque no es absurdo suponer que fuera una AFRODITA LUSITANA.

*CAMAXTLE (Amér.) Dios de la fecundidad, adorado por los Tlaxcaltecas.

*CANTEVEN (Hindú) Dios del Amor, adorado en las costas de Malabar y de Coronandel; es joven, bello y amable; todas las mujeres celebraban en su honor un día de ayuno riguroso cada año

*CHIMINIGABUA ( Muisca- Chibchas. Amér. Bogotá) Supremo dios a quien conocían por principio de la luz y de las demás cosas; “Gagua” en su idioma es lo mismo que el sol para la luz que tiene. SEGAGUA: “diablo o demonio con luz”.

*DAJBOG (eslavo) El Sol. Hijo de SVAROG "el Cielo".

*DIOS DE LA FERTILIDAD (sumerio) 3.000 años a.C.

*DIOSES SOLARES VEDAS: MITRA (el más antiguo) "el amigo"; SURYA, el HELIO Griego (su mujer: DAWN); SAVITR: "el estimulador"; PUSAN, "el dador de la prosperidad" -divinidad pastoril; VISNÙ, el más importante de todos.

*EA (Mesopotamia-Babilonia) ENKI, dios de sabiduría, del agua dulce, y de los hechizos.

*ENDOVÈLICO (ibérico) dios del fuego creador y sustentador del mundo ( el más respetado).

*ESMUNO (Grec. y Rom.) dios de la medicina relacionado con ADONIS y TAMMUZ.

*FALO (Grec. y Rom.) Símbolo de la fuerza generadora masculina y al cual se dedicaban grandes fiestas en la antigüedad; el culto a FALO, especialmente, figuraban en las procesiones de las fiestas del dios BACO, en memoria de una enfermedad de los órganos de la generación que BACO, irrigado por la mala acogida hecha a su imagen importada por Pegaso, envió contra los atenienses. La enfermedad sólo cesó por la institución de las DIONISIACAS, en las cuales figuró en primer lugar una representación de las partes atacadas por la epidemia. El FALO se imitaba con un pedazo de cuero pendiente e un báculo, y se usaba como amuleto o se llevaba procesionalmente en las solemnidades religiosas, mayormente en las dedicadas a VENUS, HERMES, y BACO.

*FAUNO (Roma) divinidad de la fecundidad agropecuaria.

*FEBO ( Grec. y Rom.) identificado con APOLO: HELIO, fuego sagrado. HELIOPOLIS (Egipto y Siria) ciudad del SOL, famosa por el culto al Sol y a VENUS.

*FRÈ o FRÀ (Egipto) dios Sol -Tebas: NO-AMON.

*FREY (germano) dios de la fertilidad y fecundidad, similar a PRIAPO. (De él proviene el nombre del día viernes en inglés: Friday).

*FREYR (escandinavo) FREIR o FREI; dios protector de la fertilidad y de la tierra, fuente de la abundancia y la paz.

*G (Maya) dios del Sol.

*GRAN SOL (Natchez. Amér. Del N.) divinidad a la cual se veneraba con un fuego encendido en forma permanente. Esta cultura se consideraba descendiente directo del sol, y lo reconoce como “único señor”.

*HERMAFRODITO (Grec.) Hijo de MERCURIO y de AFRODITA, muchacho de belleza sin igual. Estando bañándose en una fuente cercana a HALICARNASO, la ninfa de la misma, llamada SALMAUS, se enamoró de él y pidió a los dioses que confundieran los dos cuerpos en uno solo; la ninfa fue atendida. En memoria de la fusión de los seres, HERMAFRODITO conservó los órganos de los dos sexos . Este mito de HERMAFRODITO lo tienen casi todas las mitologías; la caldeo-babilónica, en las figuras de MILITA y SANDÒN, de SEMIRANIS y SARDANÀPALO; en la Sirio-Fenicia: DIDO-ASTARTÈ, con la barba de MELCARTES, y con DOL, el ADONIS cartaginés que era andrógeno.

*HORUS (Egipto) siglo X a.C. dios Solar; hijo de Hator diosa de la Belleza. Anteriormente hijo de ISIS y OSIRIS.

*IL o EL (Caldeos, Asia Occid.) "El eterno", "La luz increada", que originaba a BEL o BELO.

*INDRA (Vedas - India) Dios del aire y de las estaciones.

*INTI (Amér. del sur) cultura Inca, equivalente al Sol. Intip-Raymì o Inti-Raymy, es el nombre de su fiesta en el solsticio de invierno. "Dios Sol".

*IO o IHO (Polinesia) Maorò, Nueva Zelanda; Dios supremo. / (Egipto) esposa de RA, identificada con ISIS, y CERES.

*ISTANU (hitita) dios del Sol.

*IXPIYACOC e IXMUCANÉ: “dios solar tlacuache” y “dios solar coyote”.

*JESUS-CRISTO (hebreo- judío- católico, cristiano) Hijo de Dios, salvador del mundo, se presenta como un mito de la resurrección similar a ADONIS y TAMMUZ.

*KUARAY (América) Mit. guaranì, equivalente a un dios Solar; equivalente al "Kurupy" o "Curupí", duende lascivo, especie de Príapo griego; protector de la naturaleza.

*KUSHUKH (hurrita) Dios de la Luna.

*LELA o LELO (eslavo) Dios del Amor para los eslavos de Kiev. Hijo de LADA, hermano de POLEA.

*LIBER-BACO (Roma) fiesta de la fecundidad BACCHANALTAS con grandes orgías inicialmente festejada por ambos sexos por separado, después ambos juntos; prohibidas por el senado en el 86 a.C.

*LINGAN (hindú) Símbolo de la naturaleza masculina, principal atributo de SIVA en forma de pilón o pan de azúcar.

*LUGOVES (ibérico) dios Sol (el más importante).

*MAGNON (ibérico) dios Sol-Hércules (se le ofrecían en sacrificio toros)

*MAHANNA (Oceanía) dios Sol; se casó con TANU y tuvo los trece meses del año.

*MANIBOZHO o MANABUS (Algonquinos. Amér. Del N.) Dios supremo que rehizo el mundo después de que sus enemigos sobrenaturales lo destruyeran mediante un gran diluvio; una vez reconstruido el mundo, Manabus, creó al hombre empleando barro, y le dio instrucciones para la vida. Este dios a veces obraba, también, como Satán (presentando una dualidad del Bien y el Mal).

*MANITÙ (Amèr. Sept.) Dios Sol.

*MEULEN (araucanos Amér. del sur) Dios Sol.

*MIN (Egip.) dios de la fecundidad y fertilidad; patrono del desierto oriental.

*MITRES (Hindú) dios -según opinión de algunos mitólogos- distinto y superior a MITRA. Se le tenía como dios supremo, y a MITRA, como dios del Sol y del Fuego.

*MUNGU (Swahili. Amér.) Dios solar; Mungu, palabra Swahili, que se emplia al explicar el acto ritual de saludar al sol cada mañana, deriva de una raíz polinésica equivalente a “mana” o “mulungu”, estos terminos y otros similares, designan un “poder” de extraordinaria eficacia y penetración que podríamos llamar divino, equivalente de Alá o Dios.

*NANNA (sumerio) dios de la luna, deidad principal en Ur, equivalente a SIN (acadio).

*NETÒN (ibérico) dios Sol-Marte (se le ofrecían en sacrificio machos cabríos).

*ODÌN (escandinava) WODAN o WOTÀN (germano) dios supremo del Cielo, similar al ZEUS de Grecia; significa "Año". También llamado WODEN: VOTEN: VENTUS: VIENTO; equivalente al JUPITER escandinavo. (en su honor se preparaba el pavo de navidad)

*ORMUZ (el AHRAMAZDA) o el bien. En contraposición de AHRIMÀN (el Agramagnius) o el mal.

*OSIRIS (Egipto 3.200 a.C.) "el sol espléndido y la vegetación"; ciclo anual de la vegetación que muere y renace como un prodigio de la tierra fecundada por las lágrimas de ISIS (inundación del Nilo). Hijo de GEB (la tierra) y de la diosa NUIT (el cielo), su esposa y hermana es: ISIS; es muerto por su hermano SET.

*PACHACAMAC (Perú, Amér.) Dios Sol. "Gran Dios", al cual estaba dedicada la fiesta que coincide con el solsticio de verano.

*PACHAYACHACHIC (Perú) “Maestro y creador del mundo”; “el dios invisible”. En Tiahuanaco éste dios creo el sol, la luna, y las estrellas.

*PERUNÙ (eslavo) dios "del relámpago"

*POMONA (Roma) divinidad de los árboles frutales.

*PRIAPO (Grec. y Rom.) dios de la virilidad, protector de los jardines, hijo de VENUS con MARTE y con ADONIS. Los orificios le identificaban con el SOL, el BACO místico, MERCURIO, etc., También se atribuye que es hijo de DIONISO y AFRODITA, relacionado con el mito de OSIRIS, sería la edificación, por ISIS, de la virilidad de OSIRIS; además Diodoro asimila a PRIAPO con HERMAFRODITO, seres que tienen doble naturaleza, masculina y femenina -hijo de AFRODITA y HERMES. PRIAPO: el dios de la fecundidad de los campos, y precedía la prosperidad de los ganados, el trabajo de las abejas, y el cultivo de las viñas; se le atribuían los beneficios de la fructificación.

*PUNCHAO (Perú. Amér.) dios Sol, su mayor santuario es "Coricancha".

*QUETZALCÒATL (Amér. México) Mit. azteca. Al morir, el dios se convierte en el lucero del alba, Venus. La "serpiente con plumas" aparecía como dios del Cielo y del Sol, como dios de los Vientos, de la "estrella de la mañana", también como benefactor de la humanidad. Se nombre proviene de la palabra "quetzal", nombre de un raro pájaro que tenía una larga cola de plumas, y de "còatl", palabra con la que se designaba a la serpiente. Hijo de Coatlicue, diosa de la tierra. Cuando muere, por propio sacrificio, en las llamas, su corazón se convierte en la "estrella de la mañana": KUKILKÀN (Maya).

*RA o AMON o AMÒN-RA (Egipto 5.000 a.C.) dios Sol; salido del huevo cósmico, navega en una barca por el río Océano, es unas veces halcón, otras escarabajo brillante.

*SAMAS (Mesopotámica) "dios Sol"; ANU y ANTUM (indisolubles) equivalentes a SIN y SAMAS.

*SAN (caldea 27.000 a.C.) dios Sol; su esposa: ANUNIT, "señora de la vida".

*SATURNIO o CONOS (Rom. y Grec.) hijo del Cielo, identificado como MOLOC; en su honor se festejaban las fiestas SATURNALES, que en su origen fueron fiestas campesinas (no llamándose así), celebradas en otoño, en tiempo de la siega. Se iniciaban con un sacrificio, terminado el cual todo el mundo se esparcía por las calles al grito de "Io Saturnalia!; bona Saturnalia!"; las fiestas de SATURNO eran guardadas rigurosamente entre los romanos; destinadas a pedir una edad dichosa, donde la libertad y la igualdad reinen sobre la Tierra, comenzaban el 6 de diciembre, duraban primero un día, después se elevaron a tres; se suspendían los juicios, y las guerras; ese día no se asistía a clases; y estaba prohibida toda actividad, salvo el arte de la cocina; se enviaban presentes de gran valor y se hacían suntuosas comidas. Los esclavos eran atendidos por sus dueños (se vestían de rojo y blanco) y a algunos se les concedía la libertad. En Grecia tuvieron carácter licencioso, y se ofrecían victimas humanas; se le conoce como sobrenombre de JUPITER y de NEPTUNO.

*SHAMASH (acadio) dios Sol equivalente al UTU (sumerio).

*SOL. Identificado como: BAAL, FRÈ, MITRA, PACHACAMAC, SURIA, APOLO, INTI, MITRA, o muchos otros acorde a cada zona geográfica. Apinayè, tribu del este de Brasilia, "creador y padre de los hombres", "mi padre". Incas del Perú se consideraban hijos del Sol.

*SURIA (hindú) Dios del Sol.

*SURYA o HANSA (Aryo) "el cisne", "el Sol", transportado a Grecia dio lugar al mito de JUPITER y LEDA.

*SERAPIS (Egipto) los sincretistas grecorromanos lo identificaron con PLUTÒN, OSIRIS, JÙPITER, y el SOL. Introducido por los Ptolomeos en Alejandría.

*SIN (caldea) dios luna, equivalente a NANNA (sumerio).

*SIVA (Brahmanismo - India) deidad del Lingam (símbolo de la generación), altamente erótico y altamente ascético.

*SOL (Apinayè -Tribu del este de Brasilia) "creador y padre de los hombres", "mi padre".

*TAMÙS (Asia Occid.) esposo de ISTAR, moría cada primavera descendiendo a los infiernos, donde iba a buscarlo su esposa, madre y amante, para resucitarlo con las aguas de la fuente de la vida. Tamùs revive y vuelve a la luz con ISTAR, pero como no soporta la luz del día debe permanecer en los infiernos.

*TEXKATSOUKAT (Mex. Amér.) Dios del vino y de la alegría.

*TEZCATLIPOCA (México- América) "Señor del Cielo".

*TIKI (Polinesia) dios solar de la isla de Pascua (KON-TI-KI, dios creador de los collas)

*T`IEN SANG-TI (China) "El rey supremo del Cielo".

*TSUKY-YOMI (Japón) La Luna (masculino).

*VASANTRA (hindú) Dios de la primavera, compañero de KAMA, el AMOR de los Indios.

*VE (germánico) Hijo del BOER y de la giganta BELSTA. Con sus hermanos ODÌN y VILÈ, gobernaba el Cielo y la Tierra; representaba la belleza y los sentidos corporales.

*VERTUMNO (Roma, etruscos) divinidad de las cuatro estaciones, similar a BACO.

*VIRACOCHA (Perú) Era la mayor deidad de las tribus del altiplano (quechuas y aimaraes). Aparecía en un antiguo himno (Markham, p. 100) como masculino y femenino al mismo tiempo; mantiene una equivalencia con el Quetzalcóatl mexicano; no se lo puede ligar con un fenómeno natural, aunque suele tener rasgos solares; según Tschudi su nombre significa o “grasa del lago”, o “mar de los vientos” (¿dios del aire?). Es una divinidad existente antes que el mundo fuese creado; él creó el mundo oscuro y sin sol ni luna, ni estrellas; se lo llamó VIRACOCHA PACHAYACHACHIC: “creador de todas las cosas”. Creó primero gigantes, y luego viéndolos tan grandes decidió crear hombres a su semejanza, como los que ahora son, que vivieron en la oscuridad; como lo desobedecieron les envió un diluvio general: “pachacuti”, “agua que trastornó la tierra”, haciendo llover sesenta días y sesenta noches, anegando todo lo creado…, guardando consigo tres hombres para repoblar la tierra por segunda vez; haciendo salir luego del lago Titicaca (desde una isla) sus creaciones: sol, luna, y estrellas, que fueron al cielo para dar luz al mundo. Otros afirman que esta creación de VIRACOCHA la hizo desde el sitio de Tiahuanaco: centro principal de la cultura megalítica, que es anterior a la incaica (aimaraes).

*VOTAN: En las antiguas tradiciones tzendales: “dios supremo”. HUNAB KU (mayas de Yucatán) “dios supremo e invisible”, de él procedían todas las cosas; por ser incorpóreo no lo adoraban con imágenes; (su hijo fue: HUN ITZAMNÁ o YAX COC AH MUT). HUNAB KU, llamado en México IPAL NESNOALONI: “aquel por quienes somos y vivimos”; en Guatemala: HURAKAN: “la voz que grita”; “el corazón del cielo”. MUNCOMALA (Guaimíes –Panamá) Dios creador del cielo y la tierra.

*WAKAN: Deidad suprema de los Dahota -Indios de Norteamérica-. WAKAN TANKA KIN: "Jefe o líder de los Wakan", y es el Sol.

*XUITHTUCTLI o XIUNTECUTLI (México, Amér. Sept) dios del fuego y del año.

*YAVÈ (hebreo- judío) Dios supremo de la creación, guardián del orden moral.

*YEMEN (Árabe) dios "Sol".

"Diosas y Divinidades inherentes al Amor, el erotismo, la voluptuosidad, la lujuria; relacionadas con la fecundidad, fertilidad, y la guerra; inherentes a la creación"

*ABLANA (Asia Occid.) Divinidad de los basilidianos representaba la pasión amorosa y el anhelo de la diversidad.

*ADAD (Siria) divinidad fenicia y Siria calificada como la reina de los dioses, se daba este nombre al dragón que adoraban los filisteos.

*ADAGOUS (Asia Occid.) divinidad hermafrodita de los frigios.

*ADDIRDAGA (Asia Occid.) divinidad Siria adorada por los ascalonitas. Estrabón cree que era la VENUS llamada ASTARTÈ en Siria, y se la supone madre de la famosa emperatriz Semìramis. ADIRDAGA (Asia Occid.) deidad asiría personificación del planeta VENUS.

*ADICO (Grec.) epíteto de la VENUS de Libia.

*ADIRDAGA (Asia Occid.) deidad árabe semejante a VENUS.

*ADITI (India) diosa que representa la "infinitud", "Adi" en sánscrito: "el comienzo". Sus hijos: ADITIYAS, divinidades que corresponden a los siete SEPHIROTH de la Kàbala y a los Ángeles de las Santas Escrituras. Su octavo hijo: MART-TANDA: el Sol.

*ADONEA (Grec.) sobrenombre dado a VENUS, a causa de la pasión que sintió por ADONIS.

*AFRODITA: (Grecia) VENUS (Roma). Diosa de la belleza y del AMOR; según el escritor Perre Loüis, recibió otros nombres (en otros países): LAKHMÌ, ASHTHORETH, VENUS, ISHTAR, FREIRA, MYLITTA, KIPRIS; era venerada bajo la forma simbólica de un guijarro color sangre, una piedra cónica o un gran caracol erizado de espinas; en el templo de AFRODITA-ASTARTÈ se levantaba una ciudad en la que había 1400 casas con un número igual de cortesanas de setenta pueblos diferentes.

AFRODITA (Etim. -Del gr. aphros, espuma, y dyte, del verbo dyomai, penetrar) era la diosa de la hermosura y del amor, de la generación, del mar y los navegantes, de la vida universal.

El origen de esta divinidad es bastante complejo; parece que es el resultado de una mezcla en la que el Oriente ha dado los primeros elementos. En efecto, las leyendas orientales, especialmente las fenicias, mezclàronse con los griegos, como puede verse en las legendarias y disparatadas versiones que nos han sido transmitidas acerca de su origen. Todos los pueblos de raza semítica han conocido una personificación, con frecuencia localizada en las luna, en un astro brillante, que encarna, no solamente la idea de la fecundidad femenina, sino también la de la fertilidad universal. Fue llamada ASTARTÈ entre los fenicios, ASCHERA o ATARGATIS entre los sirios, MYLITTA entre los babilonios, ISTASAR o ASTHORET, entre los asirios, etc. , y parece haber figurado en la religión primitiva de los griegos bajo los nombres de DIONE, HEBE, y otros, como más tarde fue venerada por italiotas bajo los nombres de FERONIA, FERENTINA, FLORA, LIBERA, VENUS, y también bajo el de JUNO en cuanto ella preside las funciones de la maternidad.

Se nos presenta bajo tres aspectos distintos: como diosa del cielo, del mar, y de la tierra; pero en todos ellos es la diosa del amor; éste es su carácter general.

Como diosa celeste se da a AFRODITA el nombre de URANIA y también el de PASÌFAE (la que brilla para todos). Le están consagradas la Luna, reina de los astros, y la estrella VENUS, que es la precursora del día. Algunas veces se le da por atributo el rajo y se la venera como una divinidad guerrera. Como diosa del aire y de los fenómenos celestes fue venerada en muchos montes de Asia y Grecia; como diosa de la tempestad se la representó armada en Esparta.

Le está consagrado el mes de Abril, en cuya época se celebran las principales fiestas instituidas en su honor, entre ellas la de su nacimiento, que se celebra en Pafos di Chipre.

Se la considera también como protectora de las sacerdotisas del amor, y como el tipo de la joven esposa que se vale de sus seducciones para la propagación de la vida y para el ejercicio de una fecunda maternidad. Así en su personalidad se concebían las más diversos aspectos del instinto sexual, toda la infinita variedad de pasiones con sus excesos y sus aberraciones culpables, así como la de los sentimientos honestos y tiernos que constituyen el encanto de la familia y de la sociedad por la práctica de las uniones legítimas.

Es, pues, la diosa del matrimonio, de la vida de familia y de las relaciones a ellas anexas; ene este sentido llevaba desde un principio en Atenas el nombre de PÀNDEMOS: en virtud de una institución de Solòn diòse a este nombre una significación del todo distinta y se la designó como diosa de la prostituciòn. En muchas regiones rendiòsele culto bajo formas obscenas, especialmente en Corinto, en donde los que se apellidaban sacerdotes de esta divinidad se entregaban a toda clase de liviandades. En algunos lugares aparecen como la esposa de HEFESTO (VULCANO), en otros como esposa de ARES (MARTE).

AFRODITA es la diosa del AMOR, identificada en Roma con la antigua divinidad itálica VENUS. Sobre su nacimiento se transmiten dos tradiciones diferentes: ora es considerada como hija de ZEUS y de DIONE, ora hija de URANO, cuyos órganos sexuales, cortados por CRONO, cayeron al mar y engendraron a la diosa, la "mujer nacida de las olas", o "nacida del semen del Dios".

Se casó con HEFESTO pero amaba a ARES (dios de la Guerra); con ARES nace EROS y ANTEROS, DEIMO, y FOBO (el Terror y el Temor) y HARMONÌA; lista a la que se añade a veces PRÌAPO (el dios LAMPSACO, protector de los jardines), en ciertas tradiciones AFRODITA es considerada la Diosa de los jardines, si bien esto sea en rigor aplicable a su encarnación itálica VENUS. Los animales favoritos de la diosa eran las palomas; un tiro de estas aves arrastraban su carro (Safo, sostenía que eran cisnes); sus plantas eran la rosa y el mirto.

Jeremías, 7, 18; 44, 18 - la nombra como: "Diosa del Cielo", la "aurea"; la diosa del amor, no lleva un nombre griego, sabemos que llegó a Grecia desde el Oriente, que es o se supone hermana de las MOIRAS, y se encuentra vinculada a las CÀRITES que ofician de sus servidoras y doncellas, detrás de la Diosa iban lobos grises meneando la cola, leones con ojos relucientes, osos y panteras; a su alrededor también estaban los genios Anhelo y de la persecución: Potos, Himero, y Peito (la seductora que no conoce rechazo).

VENUS (Grc. y Rom.) Ciceròn reconoció cuatro VENUS diferentes. Según este autor, la primera es hija del Cielo y del Día; la segunda nace de la espuma del mar; de sus bodas con MERCURIO nació CUPIDO; la tercera, hija de JÙPITER y de DIANA, se casó con VULCANO; y la cuarta es la VENUS SIRENA; designada con los nombres de: ASTARTEA o ASTOREA.

Esta clasificación es incompleta y errónea. Las tres primeras VENUS se pueden condenar en una; ésta es la AFRODITA GRIEGA, llevada a Roma e identificada con TALUA, adorada en Etruria; con ASTARTEA, divinidad oriental, y que Plauto califica de "madre universal"; con ANAHID, adorada en Persia, etc., más, si nos atenemos a la mitología griega, solamente reconoceremos una VENUS, hija de JÙPITER y de DIANA. En la Odisea se la considera como esposa del dios VULCANO; pero en la Iliada nunca se le da marido. Según Hesìdodo al mutilar SATURNO a su padre, unas cuantas gotas de sangre, caídas de su herida, fecundaron una espuma blanca que flotaba en la superficie del mar. De esta espuma salió AFRODITA, de donde marchó por lo pronto, a Citerea, después a la isla de Chipre, y de allí al Olimpo. También se la considera como hija de SATURNO y EVONIMA. Los cosmólogos declaran su nacimiento como la más poderosa producción de la Naturaleza, Madre de todas las criaturas, siendo el agua el principio de la fecundidad. Entre los antiguos, VENUS, era la diosa del amor. "Es ella -dice el canto de Homero - quien hace brotar los deseos en el seno de los dioses, quien somete a sus leyes a todos los mortales; ella es la dulce VENUS, coronada de flores, quien tuerce o endereza todo cuanto mira". Hay, sin embargo, tres divinidades que VENUS no puede someter a su poder: MINERVA, DIANA, y VESTA.

JUPITER la domina, si bien a veces cede a su belleza. Dulce con los que la obedecen, castiga duramente a los que se rebelan. (Vèase Hippomeno, Alexis, Diomedo, Fedro, etc.) Es también diosa de la belleza, y de las gracias. Pìndaro le concede la juventud por mensajera, y las Gracias, por compañeras, quienes la cubrieron con las más ricas preseas al salir de entre las olas. Pito y las Horas forman también parte de su cortejo. Entre los poetas latinos es la diosa del himeneo y de los mares. En la Iliada, VENUS es el partido de los Troyanos, y salva a Paris, su protegido, que se hallaba prisionero de Menelao, y le reconcilia con Helena. Al querer raptar a Eneas, fue herida por Diomedo. En la Odisea, VENUS está casada con VULCANO, a quien le engaña con MARTE. Advertido por Helio, Vulcano rodeó un día el lecho de la diosa con un lazo hábilmente urdido, sorprendiendo así a los amantes. VENUS tuvo de Marte: Fobos, Deidos, y Harmonìa (Hesìodo); Eros, y Anteros, de Apolo; de Aquiles: Eneas, Lyros o Lyrnos; d Adonis: Goldos, y Beroe. Se consideraban hijos suyos a : Priapo, nacido de Júpiter, o de Baco, o de Marte; Hermafrodita nacido de Mercurio; Baco; Erix, nacido de Buteo; Rodos, nacido de Neptuno.

Los atributos de la diosa son: "una cintura embellecida con todos los atractivos del amor, el deseo, las dulces palabras, que roban el corazón de los más sabios; la flecha". Se le consagra el mirto, la rosa, la adormidera, símbolo de fecundidad: el tilo, del que se servía para trenzarse coronas; la paloma, el cisne, la golondrina; a la VENUS MARINA, el delfín; a VENUS-URANIA, la tortuga, emblema del juicio y castidad de las mujeres; a VENUS PANDEMOS, el macho cabrio, símbolo contrario; la VENUS VICTORIOSA está adornada con las armas de MARTE, así como VENUS-JUNO, adorada en Esparta.

Los sobrenombres de VENUS son los siguientes: ACIDALIA, surgida del manantial de su mismo nombre, en Beocia; ACREA, adorada en las alturas; ADICOS, sobrenombre de la Venus de Libia; ADONEA, ADONIAS, ADONIANA, adoradora de Adonis; ENEIDAS, adorada en Eneas, en Tracia; ALENTIA, del río Aleo, en cuyas orillas había un templo; AMATUSIA, adorada en Amatone; AMBOLOGERA, que rejuvenece; ANAOLIÈMONA, emergente; ANDROFONOS, que hace perecer a los mortales; ANOSIA, la cortesana Laï, habiendo huido de su patria con su amante Hipoloco, fue ultrajada en un templo de Venus por las mujeres tesalianas, quienes para expiar este crimen, levantaron un templo a Venus-Anosia; ANTEA, que ama a las flores; APATURIA, engañosa; AFROGENIA, nacida de la espuma; APOSTROFIA; ARGINIS, ARGENEO, sacada de un templo a las orillas del Cefiso, levantado por Agamenòn en honor de Arginis; ARGIROPEZA, con píes de plata, AREIA, guerrera; ARENTA, que encadena; ARIACIA, de una ciudad de Frigia; ANTAMETEO (vease Melibeo); BASILEA, reina; BIODOTIS, que da la vida; BRICIA, que llora; CALIGLUTOS; CALIPIGOS, CALIPIGIA; CATASCOPIA en Trezena; CRISOSTÈFANOS, con la corona de oro; CNIDA, de Cnido, en Caria; CUROTROFOS, que alimenta a los niños; CITEREA; DESPONIA, reina; DIONA, hija de Diana; DOLIOFONA, rusa; DORITIS, doriana; ENALIA, marina; EPIDECIA (vease Melibeo); EPITRAGIA (vease Teseo); ERICINEA, de Erix, en Sicilia; EUPLOIA, que ampara a los navegantes; EUSTEFANUS, con su bella corona; ENTRONOS, sentada sobre un rico trono; GALENEO, que calma el mar; GAMOSTOLOS, que prepara las bodas; GENETEIRA, generatriz, GENETILUS, que protege los nacimientos; HALIGENEA, nacida del mar; HELICOBLEFAROS, HELILOPIS, de bellos ojos; HÊRA , diosa del amor conyugal; HETAIRA, cortesana; IDALIA, de Idalia; IOSTÈFANOS, coronada de violetas; LIMNESIA, diosa de los puertos; MECANITIS, astuta; MELENIS, negra, que ama la noche; MORFO; OLIMPIA, olímpica; URANIA, celestial, sobrenombre de Venus-Espiritual (celeste), opuesto a la Venus-Pandemos (material), según Platón, hija de Urano, pero sin madre. Representa el amor divino. Sobre un Hermes de Atenas llevaba el titulo de la más antigua de las PARCAS. Los atributos de Urania son, pues los mismos que los de las Parcas. El vino no entra en las libaciones ofrecidas a Venus-Urania.

PANDEMOS (del griego: "común"), sobrenombre de Venus, se aplica a la diosa bajo dos aspectos distintos: I) en el primer sentido, VENUS-PANDEMOS es la Venus Cortesana de los latinos, que prodiga sus favores a todos. Solòn le erigió un templo con el producto de una contribución impuesta a las mujeres públicas. Scopas la representó sentada sobre un macho cabrío. II) En la segunda acepción, Venus, preside a todos los demás (desterrados). Teseo instituyó su culto cuando reunió a las pléyades esparcidas al Ática. Algunos confunden a esta diosa con la primera, y dicen que fue llamada Pandemos, porque su estatua se encontraba en el Ágora, donde el pueblo (demos) se reunía. Se adoraba a ésta diosa en Megalópolis y en Tebas, y se le sacrificaban cabras blancas. Eros lleva también el mismo nombre. PAFIA, adorada en Pafos; FILOMEDA, que ama la alegría; PONTIA, marina; XEINEA, hospitalaria; XEINÈ, extranjera (adorada en Menfis); ZERENTIA, de las cavernas de la isla de Samotracia. Los latinos la nombraban: ALMA; CALVA; CAPITOLINA; CLOACINA; DOMINA; GENITRIX; HOSPITA; LIBITINA; LUERINA; MYRTEA; POPULARIS; VULGIVAGA; VULGARIS; etc., El sitio principal del culto del Venus estaba en la isla de Chipre, y en esta isla, Pafos levantó un templo a la diosa. Cinira restauró este templo y transmitió a sus descendientes el sacerdocio y la realeza. Se habla también de un tal Tamiras, que llevó a Pafos las ciencias del porvenir y fue feje de un colegio de sacerdotes. El templo de Pafos aunque estaba al aire libre, jamás se mojaba con la lluvia. Los otros lugares de la isla en donde se adoraba a Venus eran Amatonte, Golgos, Tamasus; Soles, Idalia, etc.

En cuanto a los pueblos del Asia Menor y de Grecia en donde se le rendía culto, sería demasiado largo enumerarlos. Citaremos el templo Cnido, célebre por una estatua de Venus, obra de Praxiteles; Venus-Pandemos, con su honor llevaban el nombre de ADONIAS CATAGOGIAS etc., Se dice que Venus en su origen fue una piedra cónica. El arte griego la representa, bien solo, bien acompañada de los Amorcillos, o con Adonis y Marte. Su carro iba tirado por palomas (Safo dice que por cisnes); sobre las olas, los Tritones reemplazaban a estas aves. También se la ve montada sobre un toro o sobre un macho cabrío. Un alzapaño de Demeter representa la Venus etrusca con el nombre de TALMA. AFRODITA URANIA (celeste) de los griegos, equivalente a ASTARTÈ fenicia, en Cartago los Romanos le llamaron "Virgo Codestis"; en Cartago , la Tanit Lunar, equivalente a TAINT, similar a la Artemisa Griega y a la Diana Romana.

*AGDESTIS (Roma y Grecia) divinidad Hermafrodita, madre y amante de ATIS: equivalente a ADONIS. AGDETIS fue también su sobrenombre de CIBELES, por lo que algunos mitólogos refieren la fábula del joven ATIS, diciendo que CIBELES, después de ser su amante, en un arrebato de celos le obligó a despojarse de su virilidad, y que luego, arrepentida y compadecida de él, le metamorfoseo en pino.

*ALITTA (árabe) divinidad árabe semejante a Venus y la misma que MYLITA de los Asirios y que la URANIA de los griegos.

*AMA-TERASU-OHO-MIKAMI (Japón) "La gran verdadera diosa que brilla en el cielo"; El Sol.

*ANA o ANAT (Caldea) divinidad fenicia del Amor sexual.

*ANAITIS o ANAHID o ANAÏTIS (Persia, Asia Menor y Grecia) parece corresponder a la Diana griega le estaban consagradas las jóvenes más hermosas, que abandonaban su honra a quienes iban a ofrecerles sacrificios, prostituciòn que no era obstáculo para que después contrajeran ventajosas nupcias. En sus fiestas hombres y mujeres bebían hasta la embriaguez.

*ANTUMALGUEN (araucano; Amér.) esposa de Meulen, el Sol.

*ARTEMISA (Gec.) Diana (Rom.) diosa de la Luna y la caza.

*ANUNIT (Caldea 2.700 a.C.) "señora de la vida", esposa de SAN -dios Sol-.

*ASHTAR HIRNIARITA (Seira-t-ech-chems, o sea "dama del Sol") se identifica con la fenicia ASCHERAH, constituyendo la ASTARTÈ adorada en Fenicia, Babilonia, Siria, y Sidòn, con el culto al fuego y a los astros. Generalmente, la naturaleza de este culto desviaban en ritos de placer, místico-religiosos, convirtiendo a sus templos en casas de prostituciòn.

*ASTARTÈ (Fenicia) ASTEROT: VENUS o Astro, o diosa virginal o AFRODITA PANDEMOS ASTARGATIS (arameos) ASTORES (hebreos) ASHTAR para los del sur de Àrabia; ATHOR (Egipto); ASTERI, planeta Venus en Fenicia; diosa del la luna y del planeta Venus. Llamada por los profetas judíos "reina de los Cielos" (Melek-has-samaîm), es decir, la verdadera soberana del mundo, la diosa-naturaleza, convertida por los griegos en "AFRODITA", EREK-HAYIM ("larga vida"), en Erix, Sicilia y Cerdeña.

En la Biblia se la llama ASCHEROT o ASCHERA que en la Vulgata se traduce ASTAROT o ESTHER. los hebreos la llamaron: "cara de Baal", "imagen de Baal"; Selem-Baal (Salombò) etc.; diosa virgen y diosa madre, Dea celestis, Urana, Venus y Luna.

Diosa del Amor y fecundidad: Luna o: estrella Venus, diosa cruel, hermosa, lasciva y obsesionante aunque ofreciendo facetas distintas: más guerrera en Ninive; más voluptuosa en Babilonia; más refinada en Fenicia, (Roma, Asia Occid. y África) divinidad Sirio-Fenicia similar a Venus-Urania de los griegos: ASTARTEA o ASTOREA; la VENUS SIRENA.

*ASTRONOÈ (Rom. y Grec.) similar a ASTARTÈ que da vida a ESMUNO (dios de la Medicina) después de muerto lo resucita.

*ATABEIRA (Amér.) diosa del Amor y de las cosechas, adorada en las islas Haití.

*ATARGATIS o ADÀRGATIS (Asiría) divinidad-pez; esposa del "Adad", "El único" o Dios Solar.

*BAALAT (Fenicia) equivalente a MILKAT; ILAT, y ASTORET (ISTAR babilónica; ASTARTÈ de los griegos); diosas madres, esposas cada una de un Baal.

*BAALETH (Cartagena) La Luna; forma femenina de BAALATH (dios Sol); del principio pasivo, correspondiente a cada uno de los dioses Baal a quienes contempla.

*BAALTIS (Fenicia) identificada con Venus o Diana; se la calificaba BELTI-BAALAT, divinidad que completa a Baal (la forma masculina), hermana y esposa del Dios.

*BHADRAKALI (hindú) según muchos mitólogos es la diosa BHAVANI. Era en sentir de muchos mitólogos, el arbitro de la vida y de la muerte, del amor material y de la reproducción. Su atribuyo era el YONI o parte sexual de la mujer.

*BHAVANI (hindú) "Quien da el nacimiento", uno de los nombres de la diosa PARVATI (V), esposa de SIVA. Tuvo los mismos atributos que Venus, y, como ésta salió de la espuma del mar, elevándose sobre la concha de nácar que le sirve de trono. Otros nombres que recibió: BHADRAHALI, DURGA, KALI, MAHESHVARI... Presenta raras analogías con la Venus-Urania, descrita por Lucrecios, y con la IUNI CINXIA o LUCINA de los Romanos. También posee características de la ISIS egipcia -la Luna-, de CERES, y hasta de PROSPERPINA.

*BIBLIA o BIBLA (Fenicia y Griega) sobrenombre de Venus, adorada en la ciudad de Biblos (Fenicia), en donde tenía su templo.

*BELTHA (Asia Menor) diosa de los antiguos sabianos, similar a BAAL-TIS "reina del ciclo lunar".

*BELTI-BALATI: "Señora de la vida" BELTIT (Mesopotámica) "señora": ISHTAR, diosa del amor, de la belleza, y fecundidad.

*BETILO o BETYLOS (Asia Menor, Egip. Grec. y Rom) Piedra en forma de cono alargado que era reverenciada como símbolo divino. El culto que se rendía consistía en ofrecimientos de vino y de aceite. El BETILO se encontraba entre los fenicios, los hebreos, los griegos, y los romanos. Era ordinariamente negra. En Pafos y Biblos equivalente a Venus.

*BYTHOS ( Zoroastro, la Kàbala, el Hermetismo, y los Gnòsticos) El primer principio, el "Ser supremo" del que todo deriva, la Profundidad, la Fuente de Luz. de (I) Bythos emana (II) Enmoìa, el Pensamiento, y del pensamiento (III) Pneuma, el Espìritu, principio femenino, madre de toda vida y luz de lo alto; a este ultimo principio está subordinado otro principio eterno (IV), Hyle, la Materia; que se descompone en (V) Agua; (VI) Tinieblas; (VII) Abismo; y (VIII) Caos.

*CALICOPIS (Asia Occid.) encarnación Frigia de la Diosa Venus; Venus le concedió el poder de la adivinación.

*CALISTEAS (Grc.) Fiestas con que se honraba en Grecia a Venus y a Juno, y en las cuales se disputaban las mujeres el premio de la hermosura. Los heleneneses celebraban estas fiestas en honra de Minerva, y el premio era para el hombre más hermoso.

*CAMAL (Celta- Ibérico) similar a FRODITA, llamada SALAMBÒ en Sevilla. Deidad de incierta significación, parece ser la representación de Helios-Marte, aunque no es absurdo suponer que fuera una Afrodita-Lusitana.

*COMAGUENE (Amatoria- Turquía) dinastía Targos, rey Antiaquo (62-40 a.C.); diosa de la fertilidad.

*CHÀNG-O (China) -Sing- La Luna (masculino).

*CHASCA (Perú- Amér.) diosa similar a Venus; la estrella Venus, la más bella de todos los astros, "el doncel de cabellos largos y rizosos" adorada como diligente paje del Sol.

*DEMÈTER (Grec.) CERES (Rom.) Diosa de la Tierra y la Fecundidad, madre del trigo "Deai" (cretence: a trigo) "Madre del país"; "Madre de la tierra".

*DIDE (eslava) diosa, hija de LADA y hermana de LELA; su misión era rendir a los hombres indiferentes al amor. (Similar a la Peito griega).

*DZOHARA (árabe) diosa de la poesía y del Amor; similar a la AFRODITA griega.

*EASTER (germánico) "la resurrección", divinidad sajona, similar a ASTARTÈ cuyas fiestas coincidían con el comienzo de la primavera.

*FIRIGG o FREIRA o FREYA (eslavo, germano) esposa de ODÌN protectora de los jardines y la agricultura. Venus nórdica, personificaba la tierra, madre de todos. Diosa del amor. Hija de NIORD y de SKADE, y hermana de FREIR o FREY. Otro nombre ASTAGOL: la diosa del Amor. Ella enseño a los Ases el arte de la magia.

*FOSFORO (Grec.) "El que lleva la luz", nombre del planeta Venus, en la aurora; al atardecer era llamado HÈSPERO (sinónimo de LUCIFER).

*GEMANJA (afro-brasileña; Centro Amér.) diosa o divinidad cuyo reino se encuentra en las aguas, similar a la STELLA MARIS (virgen protectora de los navegantes -cristianismo-) que es igual a la INMACULADA CONCEPCIÒN, virgen MARÌA, madre de Jesús-Cristo. Podemos considerarla como una VENUS-URANIA.

*HANUXA (Amér. del sur) Tierra del Fuego, Mit. Jàmana o Yahgàn, es la Luna, jefa de las mujeres (el viejo sol se convirtió en el planeta Venus).

*HATOR (Egip.) siglo X a.C.; diosa de la belleza. Madre de Horus, identificada como Venus; más tarde "señora del Oriente" y madre del Sol (principio femenino del cosmos).

*HEBAT (hurrita) diosa del Sol, los hititas las denominaron "reina del país del Hatti"; "reina del Cielo y de la Tierra"; compañera y amiga de los reyes y reinas del país de Hatti; iluminadora del rey y la reina de Hatti.

*HÈCATE (Grec.) diosa Lunar, estaba relacionada con las Liebres; HAREK (germana). La Liebre es símbolo -según Rábano, Marcelo- de Lujuria y Fecundidad.

*HERTA (germánica) NEHALENNIA (nórdica) NERTHA (teutona) en Lombardìa (germ.) NERTO: "Madre Tierra".

*IDUNN (vikinga) Diosa de la primavera; poseedora de las manzanas de la vida eterna. Reside en Asgard.

*INANNA (sumeria) equivalente a ISTAR, esposa, hermana y amante de DUMUSI (TAMMUZ).

*INO (espartano) los espartanos adoraban a una JUNO-VENUS, AFRODITA-HERA, a la que sacrificaban las madres con devoción el día de las bodas de sus hijas.

*ISCHTAR o ISTAR o ISHTAR(Asia Occid.) 1) VENUS, la estrella de suave fulgor. Deidad a quien simboliza la mujer. Diosa de la caza y del mar. 2) La paloma. Uno de los animales divinizados que adoraban los babilonios. "La reina del Cielo" (semita) -Jeremías 7,18- ISTHAR (Mesopotámica) Planeta Venus; "Cielo", "Diosa" (se transforma en ASTARTÈ en Cana`an y Siria).

*ISIS: (Egipto) Sus templos eran verdaderas casa de prostituciòn en Roma, culto importado durante de la dictadura de Sila, que alcanzo su máxima expansión durante el reinado de Augusto. 3.200 años a. C. "La Luna", identificada por los griegos como VENUS, diosa del los jardines y renacimiento de la vida (fiestas sobre el río Nilo).

*IXCUINA (México) Diosa del AMOR y del Placer, hermana de CHUOSTI, el deseo; TLACO, el goce; TEIGÒN, la voluptuosidad; y TIACAPÒN, la satisfacción.

*JASY o YASI (América) Mit. guaranì, diosa Lunar, equivalente al Yasi-Yatere, duende de origen lunar, protector de los bosques y la naturaleza.

*KWAN-YIN (extremo-oriental) identificada con Venus: "diosa del fondo de los mares"; diosa lunar, “Señora de la Luna”, figura paralela a la Virgen María del cristianismo. Equivalente con SHAAAKTI, PAVATI, y RATI de la India; y entre los musulmanes “FATIMA”, la hija de Mahoma.

*LADA (eslava) diosa del Amor y de la Belleza en la mitología de los antiguos pueblos eslavos.

*LA LUNA: se la relaciona con el "huevo del mundo", la matriz y el arca; principio femenino del cosmos.

*LAKMI o LAKCHMI (hindú) diosa de la fortuna y del amor. Esposa de VISNU, madre de KAMA, el dios del AMOR (especie de Eros o Cupido helénico) LAKMI nació en medio de un mar de leche con un loto en la mano. Otra versión del Ramayana asegura que nació por su propia voluntad en un hermoso campo; se la llama "La Madre el Mundo". Fue siempre joven, hermosa, y seductora. Se la representa con una mitra en la cabeza, un niño en la falda y una flor de loto en la mano. Sin tener templos propios, siempre fue una diosa adorada por todos los hindúes.

*LUCIFER (Grec. y Rom.) nombre del planeta VENUS al aparecer en el horizonte.

*MADRE MÍZ (Mit. Indígena Amér.) “Madre maíz” es la fuente de la vida; madre universal de la que todos los hombres eran hijos.

*MADRE TIERRA ( Indígenas Paunis, fam. De los Caddo. Amér. Del N.) divinidad fuente de toda vida que se encuentra situada al lado del “dios todopoderoso”, creador del mundo, invisible a los ojos humanos y representado por el cielo o la bóveda celeste.

*MATI-SYRA-ZEMLIA (eslava) "Madre-Tierra-Húmeda".

*MARÌA (catolicismo- judeocristiana) -fiesta 8 de diciembre- "Reina del Cielo"; "Nuestra Señora"; Madre de Jesús-Cristo, elegida por Dios-padre: YAVÈ para ser la madre de Dios-Hijo. Parió y consebiò siendo virgen y sin conocer hombre. "Señora", "Madre de Dios", "Nuestra Señora"; sus atributos son el amor y la caridad (se presenta como una Venus-Urania). Sus nombres o sobrenombres son: Inmaculada Concepción; porque parió siendo virgen; STELLA MARIS, protectora de los navegantes; VIRGEN DE LUJÀN, patrona de la Rep. Argentina, santuario en Luján; VIRGEN DE ITATÌ, adorada en Iratí -Corrientes-; VIRGEN DE CAACUPÈ, patrona del Paraguay, santuario en Caacupè; NTRA. SRA. DE LA ASUNCIÒN; que sube a los cielos, Asunción del Paraguay, y muchos países más; NTRA. SRA. DEL CARMEN, "Estrella del mar" (fiesta 16 de julio); MARÌA DEL ROSARIO DE SAN NICOLAS, adorada en San Nicolás; NTRA. SRA. DE FATIMA, aparecida en Lourdes, Fátima, Francia; NTRA. SRA. DEL POMPEYA, adorada en Pompeya, Pcia. de Bs. As.; REGINA COELI, reina del Cielo; NTRA. SRA. DE LA GRACIA, venerada el segundo domingo de Octubre (Pquia.Sta. Rita); REINA DEL LOS ANGELES, oración (un rescripto de s. s. Pío X, de 8 de julio de 1908, concedió a quien rezare esta oración trescientos días de indulgencias una cada vez cada día); VIRGEN INMACULADA DE LA MEDALLA MILAGROSA, por su aparición en Fátima, y la prescripción de realizar esta medalla; VIRGEN DE GUADALUPE, madre de la iglesia sanfesina; MARÌA ROSA MÌSTICA; SANA VIRGEN DE LAS VIRGENES; MADRE DE JESUSCRISTO; MADRE DE LA DIVINA GRACIA; MADRE PURISIMA; MADRE CASTÌSIMA; MADRE INTACTA; MADRE INCORRUPTA; MADRE INMACULADA; MADRE AMABLE; MADRE ADMIRABLE; MADRE DEL BUEN CONSEJO; MADRE DEL CRIADOR; MADRE DEL SALVADOR VIRGEN PRUDENTISIMA; VIRGEN DIGNA DE REVERENCIA; VIRGEN DIGNA DE ALAMBANZA; VIRGEN PODEROSA; VIRGEN CLEMENTE; VIRGEN FIEL; ESPEJO DE JUSTICIA; TRONO DE SABIDURÌA; CAUSA DE NUESTRA ALEGRÌA; VASO ESPIRITUAL DE ELECCIÒN; VASO DIGNO DE HONOR; VASO INSIGNE DE DEVOCIÒN; ROSA MISTICA TORRE DE DAVID; TORRE DE MARFIL; CASA DE ORO; ARCA DE ALIANZA; PUERTA DE LOS PECADORES; CONSOLADORA DE LOS AFLIGIDOS; AUXILIO DE LOS CRISTIANOS; REINA DE LOS ANGELES; REINA DE LOS PATRIARCAS; REINA DE LOS PROFETAS; REINA DE LOS APÒSTOLES; REINA DE LOS MÀRTIRES; REINA DE LOS CONFESORES; REINA DE LAS VIRGENNES; REINA DE TODOS LOS SANTOS; REINA SIN PECADO CONCEBIDA; REINA DEL SANTISIMO ROSARIO; REINA DE LA PAZ; SAGRADO CORAZÒN DE MARÌA; NTRA. SRA. DE LA GUARDIA; NTRA. SRA. DE SCHÜNSTATT; NTRA. SRA. DEL COPACABANA; NTRA. SRA. DE APARECIDA; etc.

*MELIBEA (Grec.) Joven muy bella que amaba a un muchacho llamado Alexis. Sus parientes la habían querido casar contra su gusto. El mismo día de la boda se escapó por el mar, y las olas la llevaron a la isla donde se había refugiado su amado. Igualmente huido de su patria. Reconocidos, los amantes elevaron un templo a Venus Automatea.

*MESSIATZ (eslava) "La luna"; desposada a principio de cada verano por "el cielo", a quien le daba por hijas hermosas estrellas para embellecer la noche.

*MILITA (Asia Menor, Egipto y Grecia) Esposa de BEL; deidad Asiría cuyos atributos eran los mismos de VENUS URANIA (en Babilonia diosa del Amor y Fecundidad); se le hacían sacrificios inmorales -como los de la virginidad y orgías-. En Caldea se la llamaba BELTIS o MILITTA, " La Gran Señora". Deidad que preside las batallas. Protectora de la fecundidad. BELTEIN.

*MITRA (Persia) se la identifica ya con IZED del planeta VENUS, ya con el mismo SOL, está subordinada a ORMUZ, combatiendo sin tregua con AHRIMÀN. Guarda a todas las criaturas, da la fertilidad a la tierra y la prosperidad a los hombres; su fiesta era la de los GRIFOS (24 de abril) animal fabuloso -mitad águila, mitad león- guardián del MITRIACAS (Persia) fiesta y misterios de MITRA que eran celebrados dentro de cuevas en el mes correspondiente a diciembre; durante los mismos eran inmoladas víctimas humanas (bárbara costumbre abolida por el emperador Adriano). Según Heròdoto, era el príncipe de las generaciones de la fertilidad, fecundidad que perpetua y rejuvenece al mundo.

*NAMMU (Sumeria) su nombre se halla escrito por medio del "pictograma" empleado también para el vocablo "mar" primitivo, está designado como "la madre que da la vida al cielo y a la tierra".

*NANEA (Persia) Diosa que tenía un templo en Elymais –Persia-; Diosa que algunos mitólogos comparan con Diana y con Venus, parece ser la misma ANAÏTIS.

*NEFTIS o NEFTÉ (Egip.) deidad identificada Ya con Venus, ya con Hathor, es colocada al lado de Isis en las pinturas de los monumentos funerarios.

*NEIT (celta) divinidad de las aguas entre los galos. Cada año le eran ofrecidos frutos, flores, oro y plata. Se la creía sumamente variable, tan pronto irascible y cruel como bondadosa y sencilla.

*NEITH (Egip.) Espíritu que preside al Universo; deidad identificada con Isis o la Naturaleza; los griegos la compararon con Minerva, porque ambas representaban el espíritu de la sagacidad y de la ciencia.

*NINGAL (Sumer) diosa de la Luna, esposa de NANNA.

*ÑANGUI (Jíbaros- Tupí-guaranì. Amer.) Diosa de la fertilidad de las huertas, dio la mandioca, como alimento para los jíbaros.

*OPHIS (ofistas) símbolo de la Sabiduría, alma universal, "la serpiente".

*OMORKA (Caldea) "Mar" o "Luna" presidía el templo de BELUS (origen del hombre).

*PACHAMAMA (Amér. Inca) "La tierra madre". del colla (quechua) pacha: tiempo, tempestad, que unificado con la tierra posteriormente formó el actual mito. Se le atribuye entre otras características, el haber dado origen al cultivo de la papa, así como ser dueña y protectora de los animales domésticos. Tiene propiedades de diosa cultural, por haber enseñado a los indios a preparar tanto la chicha de consumo como la chicha ceremonial. Conservar parte de las ambivalencias de muchos de los dioses andinos, la Pachamama tuvo también poderes maléficos y, a veces, era considerada un ser terrible y vengativo. Dentro de sus múltiples representaciones se encuentra como una mujer anciana o como un sapo o lagarto, en general, en el noroeste argentino estos animales están ligados a rituales propiciatorios de lluvia y fertilidad. Se la vincula con las apachetas (montículos de piedra en los caminos) o también con menhires o piedras especialmente talladas en forma rectangular (falica) emplazadas en viviendas, campos de pastoreo o de cultivo, en acequias o manantiales. También se la vincula a los cerros sagrados, con sus connotaciones múltiples de dios, "señor" o ancestro tutelar, fertilizador y legalizador del derecho territorial. Si bien los sacrificios humanos hechos en tiempos prehistóricos fueron abolidos después del advenimiento del cristianismo en la zona, el sacrificio de las llamas es sin duda una supervivencia aún vigente. Se le ofrecen además de sacrificios animales, ofrendas de vegetales, narcóticos, coca, bebidas, talismanes, etc.

*POMPAGIRA (afro-brasileña. Centro Amér.) Diosa o divinidad sexual, sus atributos son la sensualidad y sexualidad. Podemos considerarla como una VENUS-PANDEMOS.

*QUILLA (Perú- Inca) La Luna.

*SATURNIA: sobrenombre de JUNO, y de VESTA (espartanos: JUNO-VENUS).(AFRODITA-HERA).

*SHALATALA o SALAMBÒ (Caldea) esposa de VUL -Dios de la atmósfera-; especie de Venus Helènica.

*SHAUSHKA (hitita) equivalente a ISHTAR, la gran divinidad babilónica; intervenía principalmente, según los mitos, en asuntos sexuales y amorosos.

*SIAM (Inca – Perú) en lengua yunga: “casa de la Luna”; divinidad adorada a la que se atribuía mayor poder que el Sol.

*SIN (Mesopotámica, arameos) Diosa- Luna, proveniente de Ur-Caldea, equivalente a "ANU y ANTUM, indivisibles, igual a: SIN y SAMAS.

*S/N (Kagaba de Colombia) "Madre del Fuego, del Sol y del vía Láctea", de la lluvia y la única madre que poseemos.

*SOL, DIOSA-SOL (hitita) Sol de Arima; "Gran Madre"; KIBEBE (Lidios) CIBELES (Grc.); DEMÈTER (Grc. Rom. y Asia); ANAHITA (Persa).

*SOPHIA AKHAMOTH PROUNEIKOS: La Sabiduría de las sabidurías que precede al antagonismo (entre el Bien y el Mal). PNEUMA: "Sabiduría de lo alto", madre de Akhamoth.

*TALUA o TALNA (Griega) Diosa etrusca, análoga a VENUS.

*TEVAIKAIOHONA (Mex.) Diosa de la Fertilidad.

*TIACAPÀN (Méx.) Diosa que presidía los placeres del Amor.

*TLACULTETL (Méx.) Diosa de la belleza y del Amor carnal, se la conoce también con el nombre ICHCUINA (YXCUINA) "La bella mujer".

*TLAZOLTEOTL (Méx.) VENUS Mexicana; veladora de los afectos lascivos e ilícitos-

*URANIA: sobrenombre de VENUS.

*VENUS ERISINA (Roma 215 a.C.) VENUS GENITRIX, esposa de MARTE.

*VERTICORDIA (Grc.) sobrenombre de VENUS que inspiraba la castidad. En el año 115 a.C. habiendo profanado sus votos tres vestales, los augures ordenaron que la mujer más virtuosa de Roma levantase una estatua a Venus Vericordia, dueña de los corazones.

*VESTA (Grc. y Rom.) Diosa del Hogar y del Fuego.

*XARATANGA (Amér.) Diosa de la fecundidad; madre de Manowapa.

*XEINÈ (Grc.) "Extranjera". Sobrenombre de VENUS en Menfis.

*XOCHIQUETZAL (Méx.) Diosa del amor honesto; esposa de TETZCATLIPOCA, es igual la colocó en el noveno cielo, un paraíso donde vivía feliz y risueña, hilando y tejiendo ricas telas; de inmensa hermosura y seducción irresistible, la servían divinidades inferiores. Creía el vulgo que quien lograra tocarla una de las flores de los jardines de XOQUICHETAL, era hasta la muerte fiel y feliz en sus amores. Se la representaba llevando en la diestra un abanico formado por cinco enormes flores.

*YASI o ÑANDE SÍ (Mitología guaranì) La Luna; “la Madre Luna”, creadora de la raza guaraní, que según su cosmovisión en la luna moraba el cielo eterno o “Ara sí”; además poseen personajes derivados, criaturas selenítas muy extrañas con la misión de dioses tutelares, como el Yasí-Yateré, de origen lunar, su nombre significa “luna menguante” o “fragmento de luna”, es un guardián de las florestas, dicen que en el incendio del verano nordestito, atraviesa la selva acompañado por una nube dorada de abejas que forman su cortejo, él simbolizaría la Belleza y su representación lo confirma, pues le atribuyen singular encanto; en el sector brasileño se le denomina: “Sací-Pereré”. Otra deidad tutelar es el Curupí o Kurupí o Kuruperé o Kurupirá, demonio de los guaranies de origen solar, similar a el “éfrit” d los árabes (sadico sexual), equivalente al Príapo griego por sus atributos fálicos y como protector de los bosques.

*YONI (hindú) símbolo de la naturaleza femenina.

*ZIZILIA (eslava) Diosa del amor y la fecundidad.

1 comentario:

Chef Javier Sarmiento dijo...

fficeyo someExcelente Norberto!!!, muy bueno, permanentemente pasaré para nutrirme en estas hermosas notas de la vida. Saludos!!!